Kalós

Inicio » Posts tagged 'ideologia de genero'

Tag Archives: ideologia de genero

Anuncios

Ideología de género y el gender-free world: homosexuales volados por su propio huracán

En la guerra, el frente da la mayoría de las bajas

Viñeta de TVE, explicando el atentado de Orlando: la Cruz tiene que ser culpable de todo (Google images).

Viñeta de TVE, explicando el atentado de Orlando: la Cruz tiene que ser culpable de todo (Google images).

La ideología de género, en unos cuantos aforismos nietzscheanos:

Uno creía que la tiranía de género iba ahora por nuevas cotas en la penetración hacia la “libertad”; que el incesto y la zoofilia eran el próximo objetivo. Por supuesto, en Dinamarca, se prohibió terminantemente tener sexo con animales, si éstos no consienten en el intercambio (https://www.lifesitenews.com/pulse/denmark-banning-bestiality-for-wrong-reason); y el voto salvado en la última decisión de la Corte Suprema de Canadá sobre la zoofilia, es de una feminista que quiere defender el sexo consensual animal-hombre (https://www.lifesitenews.com/opinion/canadas-supreme-court-actually-got-that-bestiality-case-right). En Nueva York y otros sitios, el incesto va por buen camino (https://www.lifesitenews.com/news/new-york-appeals-court-unanimously-oks-some-incestuous-marriages)… Resulta que no, cuando se usa hoy en día esta ideología revolucionaria, se está tratando de llevar el golpe suave de la postmodernidad hasta sus últimas consecuencias, la destrucción viene poco a poco, apabullando a la gente aquí y allá, no puede haber una declaración de cadenas y censura total, pues se trata de la “liberación”, la “tolerancia” y la “corrección política”, en el ambiente de lo líquido, horizontal, provisional, o sea, es bien duro, pero con suavidad y pareciendo que es echando vaina y con el del al lado, no contigo… Eso será así hasta que pueda ser de otra manera o mientras puedan mantener las apariencias: muajajaja, muajajaja…

***

La tiranía actual es una líquida, horizontal, de lo provisional, de la “liberación” de los apetitos, empecinados en el poder y la perversión, de la corrección política, inventada por Stalin, de la “tolerancia”, es democrática. Por eso, 31 estados de los Estados Unidos sometieron el asunto del “matrimonio” y 30 afirmaron su INTOLERANCIA de manera democrática. Entonces, por eso, la Corte Suprema, SCOTUS, tuvo que intervenir democráticamente, contra la constitución, contra el voto popular, contra la estructura federal de ese país, para obligar a los estados a cambiar sus constituciones. En ese misma estrategia, de arriba hacia abajo, gobernadores y legislativos estadales han promulgado leyes, en uso de sus facultades políticas, como representantes de sus sociedades, y las grandes empresas (Target, Apple, Pay Pal, Wal Mart, Microsoft, la NBA, la NFL, varios bancos) y el gobierno de Barack Obama, con el gobernador Cuomo, de Neoyork (Nueva York en neolengua) les doblan a la fuerza la mano, de manera oligárquico-democrática. Claro, tienen razón, las leyes de las que estoy hablando eran para que los hombres pervertidos no pudieran entrar, LIBREMENTE, al baño de las niñas; o para que los pasteleros cristianos no fueran demandados por homosexuales por no querer participar de sus “bodas” por cantidades equivalentes a sus negocios, sus casas, sus carros, su ropa y sus calzones, para que dicho homosexuales se fueran a panaderías de gente que sí quisera hacerles sus tortas y demás dulces y panes… ¿No va a estar justificado? No se puede permitir esa protección a la intolerancia… En España, en Valencia, el cardenal Cañizares dice que lo del “género” es tiranía… y los del “género” le caen encima, lo quieren linchar, lo quieren demandar por sumas equivalentes a todos los colegios, hospitales, auspicios, Iglesias, casas de rehabilitación, misiones, orfanatos, etc. católicos del mundo; lo quieren meter preso: ¿cómo va a poder predicar el Evangelio, el mismo que inspiró la fundación de España, cuando San Hermenegildo y antes, el que inspiró la Reconquista y la epopeya de los siglos XV al XIX, el que fundó a Occidente y ha sido predicado por 2000 años, en todas las sociedades del mundo, ¡¡¡¡¡CÓMO, AAAHHH!!!!!? Un pastor preso aquí, otro por allá, unos acosados por acullá; unos papás a los que se les quitan sus 5 hijos en Noruega; unos centenares de padres presos en Alemania por querer oponerse a la educación sexual; páginas cerradas en Youtube y en Facebook… Una tiranía soft, líquida, tolerante, horizontal… pocos presos; muchos adoctrinados a lo macho; nada en los medios, sino el clamor de los oprimidos gender non-conformists

***

“La batalla del acceso de los hombres a los baños de mujeres y viceversa [sigue creyendo] tiene poco que ver con baños y aún con trasexualismo, un muy conocido activista LGBT lo admitió la semana pasada. Esto tiene todo que ver con la reingeniería de la sociedad y con el deshacerse de la estructura ‘HETERO-BINARIA’ en la que vivimos, eliminando de un todo la distinción entre ‘macho’ y ‘hembra’. Riki Wilchins, quien ha atravesado la operación de ‘cambio de sexo’ y es un activista de la extrema izquierda, escribió la semana pasada en la publicación pro-homosexualista The Advocate que los conservadores y muchos activistas LGBT están fuera de foco en lo que se refiere al debate sobre los baños trasgénero. El título del artículo de Wilchins explica sucintamente el asunto: ‘Ganaremos la batalla de los baños cuando la distinción binaria se funda’” (https://www.lifesitenews.com/news/bathrooms-are-just-the-beginning-a-scary-look-into-the-trans-movements-end).

***

Ideología de género al día:

Los homosexuales son unos intolerantes, según la ideología de género; las feministas ni se diga. La verdad es que el sexo, hombre, mujer, masculino, femenino, son meros constructos sociales, no tienen asidero en la realidad. Salvo, quizás, en la biología, pero ¿qué es la biología? NADA, frente a las preferencias de género. La verdad es que todos somos gender free. Entonces, un bicho que diga que a él le gustan los hombres, es un fósil del patriarcado heterobinario. En el nuevo mundo valiente (Brave New World), no hay hombre, no hay homosexualidad, no hay sexos, aunque tengamos sexo todos contra todos. Citando a la mamá de Forrest Gump, cuando le consiguió a su hijo un cupo en el colegio normal: aaaaaaahhhhhh aaaaaaaaaaaaaahhhhhhh aaaaaaaaaaaahhhhhh.

Así es como se cumple la profecía de Shakespeare:

“Supriman el rango y vean qué discordia sigue. Cada cosa se encontraría con la otra en calidad de opuesta y diferente. Las aguas confinadas levantarían su seno más alto que las costas, inundando el globo; la fuerza bruta dominaría, inconsciente, y el hijo grosero mataría a golpes a su padre. El poder sobrepasaría al derecho o, más bien, a lo recto y lo torcido, entre cuya discordia se derrumbaría la justicia, perderían sus nombres, lo mismo que la justicia. Ya que así todo se sume en el poder, el poder en la voluntad y la voluntad en el apetito; y el apetito, lobo universal, secundado por ambos, la voluntad y el poder, hace presa de todo… y termina por tragarse a sí mismo” (William Shakespeare, Troilo y Crésida, acto I, escena III).

(más…)

Anuncios

El Cristianismo como la fuerza más opuesta al gnosticismo de la historia

O del gnosticismo como el más perfecto anticristo concebible

Tikkun Olam, reparar el mundo. No suena tan mal. El problema es que arranca de una visión de la realidad como caída, como pecado a combatir

Tikkun Olam, reparar el mundo. No suena tan mal. El problema es que arranca de una visión de la realidad como caída, como pecado a combatir

Contenido

La definición del asunto, en palabras de Benedicto XVI

El anticristo gnóstico

Cristianismo, la religión del ser, verdad-bien-belleza, de su orden, de la libertad

Gracia y naturaleza, en el pensamiento de Santo Tomás

La Moral, las virtudes directrices y los dones del Espíritu

Sobre la capacidad natural de conocer la verdad y amar y realizar el bien y el auxilio de la gracia

Los sacramentos, vehículos por excelencia de la gracia, se diseñaron con miras en la naturaleza

Conclusión

La definición del asunto, en palabras de Benedicto XVI

“¿Qué hay en el origen? ¿La Razón creadora, el Espíritu creador que obra todo y suscita el desarrollo, o la Irracionalidad que, carente de toda razón, produce extrañamente un cosmos ordenado de modo matemático, así como el hombre y su razón? Ésta, sin embargo, no sería más que un resultado casual de la evolución y, por tanto, en el fondo, también algo irracional. Los cristianos decimos: ‘Creo en Dios Padre, Creador del cielo y de la tierra’, creo en el Espíritu Creador. Creemos que en el origen está el Verbo eterno, la Razón y no la Irracionalidad. Con esta fe no tenemos necesidad de escondernos, no debemos tener miedo de encontrarnos con ella en un callejón sin salida. Nos alegra poder conocer a Dios. Y tratamos de hacer ver también a los demás la racionalidad de la fe […]. Creemos en Dios. Lo afirman las partes principales del Credo y lo subraya sobre todo su primera parte. Pero ahora surge inmediatamente la segunda pregunta: ¿en qué Dios? Pues bien, creemos precisamente en el Dios que es Espíritu Creador, Razón creadora, del que proviene todo y del que provenimos también nosotros. La segunda parte del Credo nos dice algo más. Esta Razón creadora es Bondad. Es Amor. Tiene un rostro. Dios no nos deja andar a tientas en la oscuridad. Se ha manifestado como hombre. Es tan grande que se puede permitir hacerse muy pequeño. ‘El que me ha visto a mí, ha visto al Padre’, dice Jesús (Jn 14, 9). Dios ha asumido un rostro humano. Nos ama hasta el punto de dejarse clavar por nosotros en la Cruz, para llevar los sufrimientos de la humanidad hasta el corazón de Dios” (Benedicto XVI, Homilía en la explanada de Isling de Ratisbona, del 12 de septiembre de 2.006).

El anticristo gnóstico

El anticristo será lo opuesto de Cristo, luego, será un gnóstico, pues ésa es la gran diferencia: Jesús es la Verdad y el gnosticismo es la gran mentira y la más grande de las tentaciones, porque la verdad es lo inteligible y lo inteligible es el ser, el pecado es esclavitud y la verdad es lo que nos hace libres, el someternos a la naturaleza, a su ley, bajo Dios Creador; y el gnosticismo es rebelión contra esa realidad, contra la verdad, contra la libertad, es tiránico, totalitario, es una fantasía de la voluntad de poder, exactamente diabólica.

Es así desde el primer antagonismo que surgió contra el Logos encarnado. Porque, en él, se embarcaron los judíos, cuando, habiendo matado al Logos y, habiendo Éste resucitado, lo rechazaran, y su templo fuera destruido, con su sacerdocio y su religión. Inmediatamente asumieron un mesianismo destructor, el de Bar Kochba y Rabí Akiba, que llevaron a ese pueblo a las tragedias que terminaron con la construcción de Aelia Capitolina y la prohibición de que se acercaran al antiguo emplazamiento de Jerusalén. En un principio, el sanedrín combatió a la Biblia, torciendo la definición de los libros sagrados, en Jamnia. Pero muy pronto salió a la superficie que el antagonismo hacia el Logos no podía admitir a la Palabra que era Palabra suya. Así, la Mishná, la Mercabá y la Zohar, la Cábala (vid. Gershom Scholem, Origins of the Kabbalah, sobre las relaciones entre la mercabá y la cábala), con su Tikkun Olam, surgieron, relegando a la Palabra de Dios a un segundo plano, puesto que, según el Talmud, los rabinos derrotaron a Dios. Su guerra contra el logos y el Logos los llevó por la vía de todos los desastres, las barrabasadas del Talmud, Moisés de Creta, Shabbetai Tzebi y sus hijos, por la vía de Jakob Frank, la ilustración, el sanedrín napoleónico, Ricardo-Rothchild (la banca de reserva fraccionada, el sistema montado sobre el crédito: 90% on thin air, en manos de los banqueros, a intereses, pagados por el gobierno y los prestatarios particulares, en una pantalla de computadora [antes de eso, lo que regía era el gold standard, porque el oro estaba en sus manos y todo el mundo, ahorcado ya, podía quedar ahorcado]), Marx, Hess-Hertzl y el ultranacionalismo sionista, Freud, Reich-Marcuse-Bernays y su revolución cultural-sexual, Leo Strauss-Irwin Kristoll con sus neo-cons y sus guerras interminables, la pornografía y la ideología del género, etc. Una tragedia sin fin que atraviesa toda la historia de la Salvación, desde el Cumplimiento de la Promesa y como profetizó el Salvador. No es ninguna casualidad que los orígenes más remotos del gnosticismo moderno, sea “cristiano”, judío, musulmán o ateo (vid. Dawson, Historia de la cultura cristiana, ensayo XVIII: la secularización de la cultura occidental y el surgimiento de la religión del progreso), deban emplazarse en Armenia y el Cáucaso: Khazars, iconoclastas-paulicianos-bogomiles y fatimitas.

***

En San Ireneo (Adversus Haersses, I,1-5), se puede leer sobre el origen del gnosticismo, sobre las concepciones de los gnósticos del siglo II. Hay dos rasgos que saltan más que cualquier otro a la vista en esas fantasías abstrusas: en primer lugar, está el corte que hay entre el “mundo” divino del Pléroma (en el que los aeones, que son tan superiores que no se pueden ni vislumbrar, tienen sexo) y el universo en el que vivimos nosotros. En segundo lugar, está el hecho de que ellos concebían al mundo como el resultado de un pecado, del intento de un aeón, sabiduría-Achamoth (muy probablemente, del hebreo, hachmoth), de ocupar un lugar que no le corresponde, de las tinieblas que se siguen para ésta de su pecado y de las pasiones que se generaron del tal pecado. El mundo es pecado y pasión; la materia y la pasión son malas; y en el universo no hay luz ni inteligencia.  Esto es diametralmente opuesto a Génesis I (7.10.12.18.21.25 y, sobre todo, 31) y II, donde las cosas son causadas por un Dios infinitamente bueno, que las va viendo, mientras salen de su “boca”, y constata que son buenas, muy buenas. También dista una infinitud de Génesis III, pues el pecado original de la criatura, no del Creador, es el origen del mal.

Luego de que Occidente naciera y creciera como civilización cristiana, con sobresaltos y brotes gnósticos relativamente menores, hasta el siglo XVI, pero, sobre todo, hasta finales del XVII, cuando el gnosticismo ya era imparable, el mismo fue cada vez más haciéndose anticristiano, cada vez más abiertamente tal y cada vez más fuerte. Dawson relata su desarrollo secular, desde el principio, pero resumiré lo que dice, desde esta época crucial, la del nacimiento del rosacrucismo, de la masonería, de la ideología de la mal llamada ilustración, de la Revolución Gloriosa en Inglaterra. Luego de las divisiones en el Cuerpo de la Iglesia o, más bien, de las rupturas protestantes, la alta cultura no se dividió. Los hombres de ciencia estaban divididos étnicamente entre protestantes [Newton, Huygens, Leibniz, Kepler] y católicos [Descartes, Galileo, Mersenne, Pascal, Gassendi, Torricelli, Roberval, Copérnico]. Pero la cultura los unía; pues, culturalmente, a pesar de las divisiones, y de la intensa religiosidad que movía las disputas religiosas, la cultura permanecía siendo europea o pan-europea. En esa circunstancia, se tendió a buscar una religión común racional (esto es la masonería), común a toda la gente “sensata”: Montaigne, en el XVI, y Locke, Cherbury y Chillington, en el XVII [éstos dieron lugar a Tolland, Collins, Marchand, Rousset de Missy, en el XVIII; y éstos a Voltaire y d’Holbach, D’Alembert, Rousseau, Helvecio, Condorcet, Diderot, La Mettrie, Phillippe Égalité]: el naturalismo como religión mundial, de los ingleses a los philosophes franceses, en el XVIII [aparte del ateísmo, claro].

(más…)

Una rápida consideración sobre el ataque: “la religión es plaga”, “r. oscurantista”, “la r. y sus reglas sinsentido”

No aguanta 2 rounds

Hay que ser tolerantes: no denunciar que se esterilizan a millones forzosamente en India, Perú, Uzbekistán, Argentina, etc. Se mueren muchas "beneficiarias". Se mata a millones de chiquitos. Se destruye a la familia; se castiga -persigue- a quienes la defienden. Sí, hay que montarse en este tren; pero es necesario, entonces, decir que la religión (sobre todo el Cristianismo) es mala. Comamos, bebamos y forniquemos, que mañana moriremos

Hay que ser tolerantes: no denunciar que se esterilizan a millones forzosamente en India, Perú, Uzbekistán, Argentina, etc. Se mueren muchas “beneficiarias”. Se mata a millones de chiquitos. Se destruye a la familia; se castiga -persigue- a quienes la defienden. Sí, hay que montarse en este tren; pero es necesario, entonces, decir que la religión (sobre todo el Cristianismo) es mala. Comamos, bebamos y forniquemos, que mañana moriremos

A según, las guerras vienen de la religión; a según, la religión es oscurantista y se opone a la ciencia; a según, la religión impone reglas morales sinsentido, pura represión del ELLO freudiano. Qué loco, ¿no?

Hasta el siglo XVIII de nuestra era CRISTIANA, no se conoce un solo científico que no fuera creyente y la mayoría inmensa de ellos es cristiana. Fíjense, Clairaut y D’Alembert son los primeros científicos que se conozca que hayan sido hostiles a Dios y todo por estar metidos en esa rebelión contra Él mal llamada “ilustración”, que vino a quemarse en la tremenda oscuridad del genocidio de La Vendée, el Terror de la Bastilla, la revolución de 1848 y las sucesivas, contando la rusa, la china, la nazi (que, claramente, se puede ver como hija de la mal llamada “ilustración”, aunque en la superficie y en ciertos rasgos no se vea la semejanza familiar). No se puede decir, siquiera, que, luego de ellos, la ciencia fuera atea, Navier fue un gran físico creyente, como Fresnel. Ha habido muchos otros, Einstein y Heisenberg no eran enemigos de Dios ni nada por el estilo; Max Plank, padre de la vuántica, era creyente, como el cura Lemaitre es el “inventor” de la teoría expansiva del universo, de la que sale lo del Big Bang, en física hay muchos otros, por supuesto: Marie Curie y Enrico Fermi, por ejemplo. En otras ramas, uno tiene a Mendel, el padre de la genética, que era un monje agustino, o a Fleming y a Pasteur, quien era un devoto católico. Mucho menos se puede decir que la ciencia de esos pensadores nombrados sea “anticristiana”, pues se debe a una tradición que viene de la Cristiandad, es más, los dos nombrados son newtonianos y Newton es un ferviente creyente (incluso con tendencias “crédulo”-heterodoxas) Antes de la “mal llamada”, uno tiene a Roger Bacon, Roberto Grossetesta, Freiberg, Oresme, Cusa, Leonardo, Soto, Copérnico, todos curas (obispos y cardenales) menos Leonardo, Brahe y Keppler, luteranos [hasta aquí, sólo unos cuantos de los siglos XIII al XVI], Galileo, Roberval, Descartes, Pascal, Huygens, Leibniz, Newton, Boscovich, los miembros de la Academia del Cimento (Italia), Torricelli, Malebranche: todos cristianos. Antes, antes de que Occidente existiera como una civilización plenamente formada, uno tiene a gente como Scoto Eriúgena, cristiano occidental, o Juan Filópono, cristiano oriental, a los árabes, a los griegos, a los sacerdotes egipcios o babilónicos. ¿Quién no es religioso ahí? La acusación en tan ridícula que no da risa o lástima, alternativamente, si no fuera por el mal que encierra.

(más…)

Las mil y un caras de la opresión del género

Es mundial: con la astucia del mundo y que lo cubre enteramente

Lo lograron, conquistaron, no lo podemos negar. No nos hacen la lobotomía, como dicen en su libro de estrategia más importante, pero nadie quita que, en un futuro no muy distante, lo harán

Lo lograron, conquistaron, no lo podemos negar. No nos hacen la lobotomía, como dicen en su libro de estrategia más importante, pero nadie quita que, en un futuro no muy distante, lo harán

En Alemania, ya no se necesita, al parecer, de presión desde arriba, para sostener a la ideología del mal.

No se trata de que se apruebe la homosexualidad en un país abrumadoramente cristiano como Argentina o que metan gente presa en Francia por el rechazo sobrecogedoramente mayoritario de las relaciones homosexuales en ese país; no se trata de que en Estados Unidos, la gente vote contra eso, pero, democráticamente, los tribunales digan que eso es inconstitucional, contra el texto de la Constitución, que ellos vinieron a descubrir ahora; no se trata de que esa operación la repitan en Colombia y otros países; no se trata de que esterilicen forzosamente, bajo engaño o bajo una cultura opresora a mujeres, como arroz, en Perú, la India o Venezuela; no es que gobiernos se dediquen a matar a niñitos por millones al año, como el Chino o el Indio; no es que estas políticas genocidas sean promovidas por la internacional del aborto más grande del mundo, Planned Parenthood, financiada por el gobierno de Estados Unidos; no es que el gobierno estadounidense, a través de su máscara humanitaria, USAID, del Departamento de Estado (operación claramente de la CIA), se dedique a promover la ideología de género en todo el mundo, como se puede ver, por ejemplo, en Uzbekistán (Population Research Institute, reporte 104 de 2010, escrito por Colin Mason: Las esterilizaciones forzadas de Uzbekistán y la indiferencia de Occidente); no se reduce a que la política “de Ciudad de México”, que consiste en una prohibición al gobierno gringo, yanqui, de financiar el aborto y la cultura de la muerte en el mundo, de la manera más imperialista-tiránica imaginable sea brincada, olímpicamente, por Barack Hussein Obama, que destina millones y millones de dólares al año a tan noble empresa; no es que, en cuanta promoción de la legalización de las drogas, el aborto, el divorcio (sobre todo el express), la homosexualidad, el financiamiento gubernamental de los anticonceptivos, incluyendo para gente soltera, incluidos los adolescentes, desde los 12 años (sin aviso alguno a los padres), los “derechos” de los niños [a no ser educados, especialmente por sus papás], especialmente los “reproductivos y de género”, y demás estén siempre los sospechosos habituales: las fundaciones gringas, Rockefeller, Ford, Carnegie, Hewlett Packard, Bill y Melinda Gates, ricachones como Geffen o Soros, la ONU, la UNICEF, la UNESCO, ONU-mujer, la OEA, la Unión Europea, el gobierno gringo; no importa que todos los últimamente nombrados, juntamente con la Caritas Internationalis de Rodríguez Maradiaga, de Francisco, se dediquen a caribear (“bully”), a atropellar, a África, continente al que pretenden obligar a aceptar la receta entera, como han hecho en resto del mundo que no sea el antiguo imperio árabe-musulmán (al que, como dije, le tienen una receta diferente; vid. http://www.onepeterfive.com/why-is-the-churchs-largest-charitable-organization-involved-with-communist-pro-abortion-activism/). No se trata, a un nivel más bajo, de que, por ejemplo, la lesbiana alcalde de Houston acose a predicadores cristianos y les pida, como la Cheka-KGB o la Stasi, que le remitan sus sermones sobre la homosexualidad (vid. http://www.archgh.org/blog/main.asp?Tid=1654&id=461&cat=Archdiocesan); no se trata de denominaciones cristianas renegando de Cristo y llevando la ideología anticristiana a sus fieles, con cosas como que Dios es Padre-Madre, o que la Madre de Jesús lo envió y Él-Ella murió por glorificarla; no se trata de que funcionarios de una alcaldía de Idaho, EUA, pretendan obligar a unos pastores cristianos a celebrar “bodas” de sodomitas, bajo pena de cárcel (inventada por ellos; vid. http://www.adfmedia.org/News/PRDetail/9364), o de que el estado de Nueva York esté por aprobar el incesto entre tíos y sobrinos, para terminar de minar todo el orden natural y desbaratar toda defensa de la decencia (vid. https://www.lifesitenews.com/news/new-york-appeals-court-unanimously-oks-some-incestuous-marriages). Es como en Argentina, en La Plata, donde unos energúmenos, muchos de los cuales son mujeres, sin ningún pudor, van a profanar una catedral y, al encontrar a un grupo de muchachos rodeándola para defenderla, sin policía, sin autoridades eclesiásticas capaces de dar la cara, se dedican a humillarlos y afrentarlos de las maneras más espantosas; es como en Chile, donde la Catedral principal del país, la de Santiago, fue terriblemente profanada por mujeres que estaban muy urgidas por salir preñadas para poder matar a sus hijos, por satisfacer esa necesidad humana, que decían que la Virgen abortaría al Hijo de Dios (vid. https://eticacasanova.org/2013/07/27/en-chile-los-revolucionarios-dan-lecciones-civicas-destrozando-la-catedral-en-nombre-del-aborto/). En Alemania, aunque el gobierno meta presos a los papás que se rehúsen a permitir que sus hijos sean deshonrados, violados, corrompidos, escandalizados, mediante la educación sexual, promotora de todas las aberraciones, desde el kindergarten, eso no hace falta, ahí tienen grupos de choque fascistas, “homonazis”, como los llaman ahora, para hacer el trabajo tiránico, la labor de la tiranía mundial… sin problemas de derecho público, digamos…

En el nivel de la gente decente, el libro After the Ball: How America will Conquer its Fear and Hatred of Gays in the 90’s (vid. http://www.massresistance.org/docs/issues/gay_strategies/after_the_ball.html), hizo su trabajo, el truco, la magia. Todo lo que vemos por ahí es, en buena parte, estrategia surgida de ese libro. Claro que tuvo ayudas, como la decisión, en 1973, de sacar a la homosexualidad de las enfermedades mentales del manual de los psiquiatras estadounidenses, por pura presión del lobby de la maldición bíblica; juntamente con las mentiras sobre la matriz biológica del problema, conjugada con los lemas políticos de la irrelevancia de la biología y el carácter meramente cultural del orden sexual… La cuestión de la “homofobia” se la debemos a este librito, esta obra de arte de la maldad y la propaganda. De él viene el asunto de que lo que hay contra la homosexualidad es miedo a lo “diferente” a lo “nuevo”; que su rechazo procede de radicales religiosos, obviamente, cristianos, que se deben equiparar a los nazis (aunque entre éstos hubiera una gran cantidad de homosexuales).

(más…)

Cuando ellas dejaron de querer just fun

El panorama de las relaciones hombre-mujer, a 5 décadas del triunfo revolucionario

La mujer con la jarra de alabastro, de Margaret Starbird, inspiradora del Código Da Vinci, un ícono del feminismo radical

La mujer con la jarra de alabastro, de Margaret Starbird, inspiradora del Código Da Vinci, un ícono del feminismo radical

En un país de Iberoamérica, hace 15 ó 20 años, el pobre muchacho tiene que ir la perorata. Tiene dos años de casado, una niña bella, de meses, y una esposa en la flor de la edad, aunque no en la flor del espíritu. “Yo no cargo carajitos, ¿qué crees tú, que yo voy a estar como las estúpidas ésas, como las que andan cocinando y dedicadas a su ‘casita’ como idiotas? Eso se lo dejas a tu mamá”. El muchacho, rápido y agudo, responde: “¿como la estúpida, pajúa, imbécil, idiota, tarada, retrasada, anormal de TU MAMÁ?”… “¿viste?, tú odias a mi mamá, eres una basura, como todos los hombres… es que no hay hombres… blablablá”. El muchacho vuelve: “no, hija, tú insultaste a mi mamá, yo no estoy insultando a la tuya, te estoy señalando la patraña de ceguera que estás repitiendo como lora, porque, sin darte cuenta, estás insultando a tu ídolo”… “¿viste?, tu odias a mi mamá, basura, inservible, anda a trabajá, a ve si haces algo”… “Yo trabajo y, además, me ocupo de los chiquitos, alguien lo tiene que hacer”… “ah, bueno, sí, a la miseria que ganas, le podemos agregar los 400 mil que nos ahorramos de sirvienta, gracias a ti”… El anterior cuento es repetición fiel de discusiones actuales, verdaderas, que tienen lugar, en la IN-cultura de la ideología del género, el feminismo, el comunismo, el cato-socialismo. Es la discusión de una niña de su casa, educada en un hogar católico; en un hogar de ésos, en los que los niños llegaron a la adolescencia por 1980, cuando la revolución sexual golpeaba con fuerza nuestro mundo, para que perdiéramos completamente la inocencia, para que los HOMBRES DEJARAN DE SER HOMBRES, LAS MUJERES DEJARAN DE SER MUJERES, EL AMOR PASARA A SER, A LO MARX, RELACIÓN DE PODER. Es la época en la que las señoras de su casa, especialmente las que no habían estudiado en la universidad, empezaron a sentir resentimiento contra los hombres, se empezaron a sentir inseguras con ellos, empezaron a querer dejarlos, pero a no hacerlo, por miedo, acrecentando el resentimiento. En un ambiente así, crecieron sus hijas; si el padre tuvo poca influencia en la casa, la madre fue el mundo de los niños y no sucedió, como en mi casa, donde mi papá era el “héroe absoluto”, que el papá tomó un lugar preeminente, por el curso normal de la naturaleza. 10 años más tarde, ya la revolución había triunfado y, ahora, ya no hay mujeres que estén en sus casas, prácticamente… y ay de las que están, son las “estúpidas” descritas antes: son de ésas de las que la gente, con desdén absoluto dice: “es floja, es estúpida, es sumisa, es sometida, es una medieval: NO TRABAJA”.

Norteamérica, 1995. Una reunión de feministas. la heroína seleccionada como oradora de turno: “Hermanas, me siento muy bien, hoy cumplo 20 años de mi primer aborto, afirmé mi libertad, en un mes estaré cumpliendo 15 de mi primera masturbación y 13 desde que salí del closet: la independencia está cerca, el falo ya no significará nada para nosotros, sólo una manguera de material biológico para producir a nuestros hijos del mañana… EL MAÑANA, EL MAÑANA, VIENE LA HORA FELIZ DE LA SOCIEDAD AMAZÓNICA, EL ESTADO FEMINISTA DE DERECHO, ESTÁ A LA MANO, YA SOMOS MÁS EN LA FUERZA LABORAL, YA LLENAMOS LAS JUNTAS DIRECTIVAS, HASTA DE LAS ASOCIACIONES DE MONJAS CATÓLICAS, YA NUESTRAS IDEAS IMPREGNAN EL MUNDO ENTERO, VIETNAM ACABA DE CAER, NO HAY QUIEN NOS PARE. El único obstáculo son las falsas feministas, las que ponen a la mujer como carne para la masturbación masculina, pero ellas nos sirven también: se hacen estúpidos los enemigos y caen en la cultura de la violación, desprestigiando aún más a la alicaída especie masculina…”.

Norteamérica, 1994. Una muchacha lleva un enorme contrabajo por la inclinada Charles Street de Baltimore. Un muchacho le ofrece ayuda, se negó; lo mismo sucedió al día siguiente, casualidades de la vida; y se repitió al tercer día… Sólo lo salvó un tendero que vio la cosa: la buena muchacha había decidido llamar a la policía: el tipo había incurrido en el delito de acoso sexual o, al menos, así lo creía ella… En realidad, era un pobre polaco católico, que, acabando de salir de la cortina de hierro, no tenía idea de estas derivas IN-culturales extrañas. “O sea que puedo ayudar a un viejito, a un físicoculturista, a un niño, pero no a una mujer, la caballerosidad es delito en América“, pensó.

Iberoamérica, 2005. La muchacha deja al marido, por feo, por inútil, por fracasado, porque ronca, porque sufre de migrañas, porque “ya no es el mismo”, porque le dan malos humores, porque “el amor acaba”… Y SE VA CON SU MAMAÍTA, QUE SÍ ES UN ÁNGEL.

Cualquier lugar del mundo, cualquier momento de los últimos 25 años. La muchacha deja al muchacho… ES QUE EL PANADERO ESTABA MÁS BUENO… ¿O ERA QUE TENÍA MÁS PLATA?… O ERA QUE… LO QUE SEA… Lo que dijo la Chilindrina, en 1978: “si una mujer te dice que te cases con ella, te amuelas“, obedeces sin chistar, sin mohínes, sin majaderías…

***

Ése es, más o menos, el cuadro del feminismo contemporáneo, incluido el llamado “feminismo de cuarta generación”, el último grito, ya no tan nuevo: la libertad de la mujer, la que buscaban las grandes, desde Godwin hasta la Sanger, pasando por la Kollontai y todas las demás, es la libertad del falo y la del estado feminista de derecho… Es la Woman with the Alabaster JarLa mujer con la jarra de alabastro, inspiradora del Código Da Vinci: es Margaret Starbird y sus fantasías locas sobre María Magdalena, su relación con un Jesús pagano, new age, de hecho, gnóstico, propugnando una vuelta al estado de inocencia, al de las diosas femeninas, en un mundo idílico matriarcal, luego del pecado de la caída en el patriarcalismo, con sus guerras y desequilibrios…

***

En verdad, uno ve el cuadro y ve la inconsciencia de nuestra gente frente al tamaño del mal, aunque últimamente se ha ido develando su fea cara: ya como que estamos maduros para que los ideólogos salgan de sus círculos esotéricos y revelen la verdad al público en general, eso que llaman salir del closet. Es lo que hizo el cura irlandés el otro día, en plena misa, dijo que era invertido, que había que apoyar el cambio de la ley en ese país; es lo que mostró la gente que lo oía, la que lo ovacionó (vid.: http://www.irishcentral.com/news/politics/Dublin-priest-says-he-is-gay-during-Mass–receives-standing-ovation.html). Muy bien, la cara ha salido, pero vamos a retomar la cosa, en el nivel de inconsciencia de nuestra generación, la de los que tenemos 45; y que los de 20 nos digan si ellos sabían, en general, más… Así, uno ve la inconsciencia de nuestras mujeres, primas, amigas, esposas, hermanas, repitiendo slogans feministas, de nuestras mamás, de las mamás de nuestros amigos, de nuestras tías; uno la contrasta con la maldad de Freud, misógino radical (recuérdese, nada más, el complejo de castración…), inspirador de las feministas y de la revolución sexual toda, para quien el “amor” es “identificación”, como para un cristiano, sólo que con la diferencia de que, para él, eso significa, no un movimiento extático-celestial, sino una especie de aspiradora radical demoníaca, en la que el yo se apropia de toda la realidad, pues sólo vive para el autoerotismo y el narcisismo absolutos. Uno ve eso; uno las ve repitiendo partes de discursos que continúan con la independencia fálica, asumiendo toda esa maldad, esa depravación. Uno ve cómo se corrompieron millones de hogares cristianos, de seminarios, de vocaciones, en nombre de esta gente, de estos mequetrefes, inferiores, pobres carajos, medios hombres, cuarto de mujeres. Uno ve todo esto y el dolor es inmenso. Es, de verdad, indescriptible. A mí me abruma, puede más que yo. Tengo que pedir fuerzas al Cielo para poder sobrellevarlo: Y QUE VALGA MI CONFESIÓN…

(más…)

Mío

¿Qué es, en realidad, mío, si mi ser no lo es?

Éste es, probablemente, el mejor libro de Lewis

Éste es, probablemente, el mejor libro de Lewis

Dice el muchachito de tres años: “mío”… y, por arte de ilusionismo, hace SUYAS todas las cosas. “Oye, tienes que ser mi amigo, fíjate, tu mami es mi hermana”; “¡¡¡NNOOOOOO, ELLA ES MÍÍÍAA!!!”. Su peluche es suyo, su pelota es suya. “Vamos a jugar, mira, ahí está esa pelota sin usar”; “¡nnoooo, mi peota e mmíííaa!”. Esta forma de mío es la forma favorita del infierno, en todo aquello que no sea un niño de tres años, como señala C.S. Lewis de manera tan acertada, en Cartas del diablo a su sobrino (The Screwtape Letters). De hecho, al pobre niño cuyos papás no lo saquen de esa dimensión de mío, le esperan momentos muy difíciles… y no digamos nada de quienes caigan en sus manos. En el mundo de hoy, una fuerte corriente cultural ha hecho la más grande de las magias gnósticas: ha hecho que todos se queden en el mío del niño de tres años sin educar, del hijo único, de padres desapegados, ricos y consentidores, de tres años. Oh, tragedia.

“Sueña el rico en su riqueza, que más cuidados le ofrece; sueña el pobre que padece su miseria y su pobreza; sueña el que a medrar empieza, sueña el que afana y pretende,
sueña el que agravia y ofende, y, en el mundo, en conclusión, todos sueñan lo que son y ninguno lo entiende […]. ¿Qué es la vida? Una ilusión, ¿Qué es la vida? Un frenesí, un engaño, una ficción, porque el mayor bien es pequeño y toda la vida es sueño y los sueños sueños son”, dice el gran poeta Calderón (La vida es sueño). “¿De qué le vale al hombre ganar el mundo, si ha de perder su alma?”, preguntó aquella Persona divina, la que se unió a nuestra humana limitación, sin limitarse en nada. “¿Quién tiene el poder? O Dios o el hombre, sólo una es verdad, cada respuesta excluye a la otra”: ésta es la respuesta del mago gnóstico, el inspirador de nuestro mundo: Marx. Él dijo “despertemos”, y quería decir “soñemos, vamos a soñar que somos dioses”. Y cada quien dijo, en nombre del comunismo, “soy dios, el mundo es mío, yo me defino, yo defino al mundo”.

Dijo la feminista: “mi cuerpo es mío, mato chiquitos, me independizo del falo”; dijo el avaro “liberal-capitalista”: “tengo ésta o aquella baratija, soy dueño absoluto”. Dijo el new age: “soy dios, me hago dios, construyo mi panteón y yo en el altar mayor, que se inmole el mundo ante mí, el portador del cristo cósmico, el hijo predilecto del universo”. Dijo el curita marxista-ateo-teólogo-teoliberal: “cristo es mío, es mío, porque soy el pueblo, soy el representante, el único, la avanzada del proletario en su lucha [intra-]histórica por la revolución, por destruir al opresor capitalista de todos los tiempos; la historia es mía y yo proyecto a otras sociedades las categorías que me den las ganas; y después digo que todo es intrahistórico y que cristo no puede hablarnos, pues es sólo un sentimiento sepultado por la historia”. Dice el homosexual: “mi cuerpo es mío, yo me defino, más aún, yo defino el parámetro de mi definición, yo soy un HOMO, y eso es bilogía, pero no, es elección libre, porque los sexos son biológicos y culturales, porque es cultural lo que yo diga, y la cultura la dicto yo, y yo soy HOMO, me reduzco a mis apetencias sexuales, y el que diga otra cosa es un nazi, según mi definición, que es mía”.

***

¿Qué es mío, los latidos de mi corazón? No, yo no  dispongo de ellos. ¿Los cabellos de mi cabeza? Que lo diga el calvo, que querría tener su melena, a la que añora en su vanidad. ¿Mi vida? Nadie sabe el día ni la hora: ¿de qué le vale al hombre ganar el mundo, si ha de perder su alma? ¿Qué daría a cambio de su alma? ¿El mundo? Al morir, dice Gandalf, atravesamos la cortina gris del mundo: ¿de qué nos valdría ganar el mundo, con su cortina gris, cuando todas las formas quedan derogadas?

(más…)

Homosexualidad y pedofilia

Quitado el orden y erigido el deseo en juez universal, cabe todo

Nathalie de Williencourt: una persona respetable y que está muy clara: los homosexuales lo que quieren es justicia, no unos "derechos" inventados

Nathalie de Williencourt: una persona respetable y que está muy clara: los homosexuales lo que quieren es justicia, no unos “derechos” inventados: afiramas la justicia, afirmas el orden, el planteamiento es otro

“Basta recordar que la Asociación Internacional de Lesbianas, Gay, Bisexuales, Trans e Intersexuales (ILGA, por sus siglas en inglés) avaló durante cerca de 10 años una política a favor de la pedofilia, incluyendo entre sus miembros a organizaciones promotoras de la pedofilia, como Martijn [el partido de los pedófilos de Holanda, recientemente vuelto a legalizar] y la Asociación Norteamericana por el Amor entre Hombres y Niños (NAMBLA)” (ACIprensa, La pedofilia y la homosexualidad: La relación políticamente incorrecta, XX,07-13). Vengan ahora a decir que pedofilia y homosexualidad no tienen nada que ver. En Chile, una parte importante de la lucha es que la edad del consentimiento homosexual sea los 14 años y no los actuales 18 (Acción Familia, 08-01-11): “es una discriminación, porque los heterosexuales pueden consentir de 14”… No tiene nada que ver con conductas predatorias, no, no se trata de defender a menores, no, se trata de la discriminación de la sociedad machista-paternalista, del yugo de los machos heterosexuales… Y lo de la NAMBLA y Martijn en la ILGA, que debería llamarse “ILGBTI…A” (es decir, no “Lesbian-Gay”, sino “Lesbian-Gay-Bi.sex-Tras.sex-Inter.sex-whatevermore.sex” association), no es sino producto de tu HOMOFOBIA (bello neologismo). Claro que lo es, ya que decir la verdad, si la misma es contraria a los intereses no de los homosexuales, sino del lobby ése que quiere destruir la familia, usándolos a ellos (muchas veces contra su voluntad o sin su voluntad) como proletariado del que el lobby es vanguardia. Como lo fue del proletariado estricto, al fundar la URSS o la China de Mao o el Vietnam de Ho Chi Minh o la Camboya de Pol Pot. Lo mismo que de las mujeres, a las que “liberaron”, sin decirles que sus hijos iban a parar en drogos y pervertidos, sus hogares destrozados, sus vidas mermadas y en la vía del fracaso, aunque no importe, pues se “realizaron”, divorciadas, sin familia, pero con un éxito profesional, brother… El lobby: la vanguardia, el partido comunista… y los grupos de psicoanalistas y nietzscheanos, en universidades, partidos no-comunistas (mitad de camino entre borregos, cobardes, traidores a sus patrias), etc.… Sus intereses son los que importan, si te metes con ellos: HOMOFÓBICO, esto es, con miedo a lo semejante…

(más…)