Kalós

Inicio » Posts tagged 'extraterrestres'

Tag Archives: extraterrestres

Anuncios

“Te presentaré a 100.000 aliens: lo dicen las estadísticas”

Séptimo de la serie Todos contra Dios

Algo así es el ser místico que estábamos esperando para sustituir a Dios

Algo así es el ser místico que estábamos esperando para sustituir a Dios

Hoy en día, luego de la aparición y la evidencia de la luminosidad de las investigaciones que, en física atómica, realizara la corriente de la cuántica, desde Plank, Bohr, Heisenberg y Pauli, el panorama científico ha cambiado. En vista de las tremendas dificultades que presenta esa investigación, los estudiosos recurren a experimentos ingeniosos, con útiles cada vez más sofisticados. Pero, con todo, la experiencia se queda muy corta ante la dificultad de ver los objetos de investigación y los modos de comportarse de éstos. La estadística y las probabilidades se han desarrollado mucho y se han aplicado a los campos más disímiles. Es impresionante, pues la herramienta se ha pretendido erigir en ciencia, ella misma, y lo que habla de probabilidades, se ha pretendido presentar como seguridades. Pero lo peor es cuando esa herramienta se ha aplicado a lo estrictamente fuera del ámbito de la ciencia física, precisamente, para tratar de domar lo que, de por sí, es indomable: lo contingente y la libertad humana. Así, como la estadística se suele presentar como ciencia, de suyo, a veces salen avispados a presentar como ciencia lo que no es sino elucubración… y muy mala. En SETI, por ejemplo, se ha usado de esta artimaña, mediante la aplicación de fórmulas estadísticas inútiles. (más…)

Anuncios

A esa velocidad, nunca vas a alcanzar a los alienígenas: los medios de transporte espacial

Quinto de la serie Todos contra Dios

En esta carcacha, la cumbre del progreso, no llegamos ni a la esquina, en un millón de años

En esta carcacha, la cumbre del progreso, no llegamos ni a la esquina, en un millón de años

El artículo anterior deja nuestras posibilidades de hallar algo casi en cero. Sin contar con que pone las posibilidades mismas de que haya vida muy mal paradas, hermanitos. Y eso es sin contar con la tremenda diferencia que hay entre la vida vegetal, la animal y la inteligente, la inconmensurabilidad de la inteligencia y toda otra forma de vida, lo escasa que es, en el número y en el tiempo, en consecuencia, la vida humana en proporción con el resto de los seres vivos. Pero, haciendo abstracción de esto, hay algunos que contraatacan, arguyendo que esa nulidad de nuestras esperanzas de hallar vida extraterrestre se debe a la inadecuación de nuestros actuales medios de exploración, pero que eso puede cambiar. Para empezar, la exploración no ha sido nula, se ha encontrado mucho, sólo que eso que se ha conseguido no da esperanzas de hallar vida. Aunque, por otra parte, es verdad que el Voyager I, lanzado en 1977, es todavía la nave más rápida: 17 metros por segundo; fue superado momentáneamente por New Horizons, lanzado en 2.006, pero se estabilizó en 16 metros por segundo. Dice Vega-Hazas: “Para alcanzar velocidades que realmente permitan explorar un cuerpo celeste ajeno a nuestro sistema solar, hay que cambiar el actual sistema de propulsión, pues el cohete a reacción de propulsión por reacción química –lo que hoy se utiliza– no puede dar mucho más de sí de lo que ya da”.

(más…)

Alienígenas ateos, II: fuera del Sistema Solar

Cuarto de la serie Todos contra Dios

Algo así es el ser místico que estábamos esperando para sustituir a Dios

Algo así es el ser místico que estábamos esperando para sustituir a Dios

Puesto que el sistema solar no parece tener candidatos serios a satisfacer las fantasías de sensacionalistas y enemigos de Dios, hay que ir más lejos, empezando siempre por lo más cercano, en círculos concéntricos. El problema, compañeros, es que “cerca” aquí, es como un chiste cruel:

“Son los descubrimientos científicos los que han empujado a buscar esa vida fuera [del sistema solar]. Pero ‘fuera’ es muy lejos. Las estrellas más cercanas son las tres que forman el grupo Alfa Centauro. La más cercana, llamada por eso Próxima (Proxima Centauri) es demasiado pequeña para tener esperanzas fundadas y no se le han detectado planetas, pero, en cualquier caso, está a 4.2 años–luz de nosotros. La sonda más rápida lanzada hasta el momento, Voyager I, que ya ha traspasado la zona planetaria y se dirige al espacio interestelar, viaja a unos 17 kilómetros por segundo. A esa velocidad, una sonda necesitaría unos 75.000 años para alcanzar Próxima. De las otras dos del grupo, un poco más lejanas, Alfa Centauro A es muy parecida al Sol, pero forma un sistema binario con Alfa Centauro B, un poco más pequeña, lo que significa que orbitan entre sí, lo cual casi con seguridad distorsionaría una órbita de planeta lo necesariamente estable y circular como para albergar vida. Para encontrar una estrella apta para albergar un planeta con vida hay que mirar a Épsilon Eridani, a 10.5 años luz, aunque, si se confirma la existencia de un planeta tipo Júpiter orbitando de forma elíptica la estrella, se dificultaría seriamente la posibilidad de un planeta con una órbita más circular como el nuestro, y con ello la posibilidad de encontrar algún viviente. En un radio que llegue a 16 años luz encontramos dos estrellas candidatas, pero dos tienen bastante menos condiciones que el Sol: una, Tau Ceti (11.8 años luz) tiene demasiado pocos elementos más pesados que el helio como para poder encontrar planetas rocosos en los alrededores; la otra, Groombridge 1618 (15.8 años luz), parece –está sin confirmar aún– que tiene un planeta gaseoso de masa al menos cuatro veces la de Júpiter en un borde de la llamada “zona habitable” (donde puede haber agua líquida), y si es así no permitiría a otro planeta rocoso más pequeño orbitar tranquila y circularmente en esa zona”.

(más…)

Alienígenas ateos, I: vecinos del sistema solar

Tercero de la serie Todos contra Dios

Este "extraterrestre" parece estar rezando: eso no es lo que quieren los que le hacen propaganda, los quieren ateos y, claro, muy inteligentes

Este “extraterrestre” parece estar rezando: eso no es lo que quieren los que le hacen propaganda, los quieren ateos y, claro, muy inteligentes

De la discusión sobre la cosmología favorable a Dios o enemiga de Él, para afirmar o negar su existencia, se pasó al campo de los extraterrestres, especialmente, al asunto de si son o no personales. Es asombroso, amigos, pero este interés, un poco como detestable, procede de motivos menos dignos de alabanza. Dice Vega-Hazas: “En la actualidad, los avances en la observación espacial y en el procesamiento de los datos de esa observación permiten expandir nuestros conocimientos. La tierra, nuestro hogar, aparece cada vez más como un lugar minúsculo en el universo. En nuestra galaxia, la Vía Láctea, se estima que hay entre doscientos y cuatrocientos mil millones de estrellas (no todas son detectables), y sólo es una entre unos doscientos mil millones de galaxias. Parece un poco pretencioso, con estos números, afirmar que no hay más planetas habitables y no hay vida fuera de la tierra. Y, entre esa vida, en algún caso tendría que haber vida compleja como la nuestra”. Si la Tierra no es el centro, piensan algunos de esos fantaseadores, que se presentan como científicos (un científico no se pone en estas pasiones otoñales anti-teístas), el hombre no es el centro, por lo que Dios no hizo la creación para él, como sostienen las religiones; no se diga nada del Cristianismo [blanco central de occidentales anti-Dios], que afirma la Encarnación del Verbo divino, por la asunción de la naturaleza humana. Como es claro por estas bellezas, así como por eso que comentamos al final del artículo pasado (siendo mayormente materialistas, desprecian toda la realidad, a la que estiman menos que un bisté y de la que el hombre, según ellos, es lo peor), los anti-Dios son bastante anti-humanos también, quieren destruir tanto a Dios, que se mandan contra su imagen… y duro. Dice Vega que, así, los enemigos de Dios tienen verdadera ansia de encontrar vida y se dedican a difundir la creencia falsa de que es inminente dicho hallazgo… y los medios de comunicación se hacen eco de innumerables distorsiones. (más…)

Big Bang, extraterrestres, evolución, aliados de Dios

Todos contra Dios I

Pasteur, gran científico, cristiano insigne

Pasteur, gran científico, cristiano insigne

Éste es uno de los temas que más me gusta del mundo actual, aunque este aspecto del mundo tenga ya sus casi tres siglos. Amigos míos, hoy parece como si, desde el siglo XVIII, cuando la mal llamada ilustración surgió como caudal ideológico, cargando como dos de sus fuentes, afluentes y destinos a la religión del progreso y al cientificismo, la religión hubiera estado a la defensiva desesperada ante los embates de movimientos que superan la fuerza (mundana) del Cristianismo para dar respuesta a los retos que le plantean. En realidad, mucho se ha perdido, pero mucho permanece. La Iglesia no ha salido tan mal parada, sobre todo tomando en cuenta cuántos embates distintos ha recibido, no sólo de estos movimientos, sino de otros que les son afines. Sigue siendo la institución más venerable, la más antigua, la más estable, la más numerosa y en expansión del planeta. En cualquier caso, esto del progreso y la ciencia me encanta, quiero decir, como tema de discusión. En ellos, al proponer la verdad para que sea vista por todo el mundo, de acuerdo a mi capacidad para hacerlo, reluce tanto lo tonto o malvado de los enemigos de Dios, así como el brillo de la Iglesia, del ser, de la magnificencia divina, que la victoria parece siempre cuádruple, por parecer como dos Davides tumbando a dos Goliat. Por eso, me gustan tanto esas mentiras –o desmentirlas– de las que hablan Voegelin y Dawson, ésas que repiten los malvados para indisponer a la gente contra la Iglesia; cosas como que Colón le enseñó al mundo que la Tierra no era plana, que Galileo tuvo problemas por defender modelos astronómicos heliocéntricos y demás cosas así. La verdad es sencilla, pero no tanto, no siempre. Hoy en día, aparte de esos engaños particulares, se usan otros también particulares o algunos generales: los científicos son ateos, la ciencia es contraria a la religión, la Iglesia es oscurantista, hubo una ‘edad’ y ‘media’, para colmo. Los ataques son inclementes e incesantes. Pero hay tres que quisiera tratar detenidamente, en una serie de artículos: el llamado “big bang”, los extraterrestres y la evolución. Éstos son los que toca un artículo que quiero usar de guía para la serie: ¿Afecta a la fe cristiana que haya extraterrestres? (Julio de la Vega-Hazas Ramírez, en: Zenit, 04-06-2.011). El artículo, aparte de ser muy profundo y claro, está muy informado sobre la actualidad y sobre los hallazgos, en los aspectos más relevantes, del apasionante tema de los extraterrestres.

(más…)

Todos contra Dios

Una explosión para sustituir a la Inteligencia suma subsistente

Una explosión para sustituir a la Inteligencia suma subsistente

Los invito a meterse en esta serie de 10 artículos sobre filosofía de la ciencia, en la que se toman como temas particulares al big bang, a los extraterrestres y a la evolución. Se tocan las relaciones entre las ciencias naturales y la Fe sobrenatural en general, de manera más bien breve; mientras que se abunda más en los temas particulares. La idea es que quede muy claro cuál es el ámbito de cada uno y cómo comunican. Y, más importante, que quede al descubierto que no se oponen de ningún modo, que esta pretensión es ideológica y muy dañina, incluso de la ciencia. Los dejo con un adelanto, para que vean que les gustará mucho. Léanla y coméntenme, que quiero aprender de ustedes y divertirme conversado y discutiendo, si alguien quiere hacerlo. Ahí está, saludos, compadres:

“Entonces, ¿cuál es la verdad sobre las relaciones de la ciencia y la Fe? Es la que ya asomé. No hay ciencia sin intelecto y la Fe, virtud que Dios infunde en el hombre,

Si son tan superiores, ¿por qué siempre los imaginan tan feos?

Si son tan superiores, ¿por qué siempre los imaginan tan feos?

criatura inteligente, no puede darse en otro que en el animal racional. Ahí está la conexión, compadres: conocemos el mundo, incluso las palabras y, entre ellas, las palabras reveladas, porque somos inteligentes; y, si podemos hallar leyes de los fenómenos que captamos con los sentidos es porque la experiencia del mundo se completa cuando la inteligencia capta lo que, en la materia, es principio de conformación de las cosas. Esto último llega a todos lados: a la identificación plena del objeto de una disciplina, hasta la determinación del modo adecuado de conocer dicho objeto, llamado “método”. En ese ámbito están las profundas comunidades entre ciencia y Fe. Vamos a verlo en relación a los temas que dijimos, para que nos quede más claro esto, así como para poner en su sitio a la necedad ésa de que la ciencia y Dios se tienen ojeriza”.

Cientificistas y biblistas radicales oponen dos formas de irracionalismo

Cientificistas y biblistas radicales oponen dos formas de irracionalismo