Kalós

Inicio » Posts tagged 'aborto'

Tag Archives: aborto

Anuncios

Francisco, un rastro de la destrucción

Hay que razar mucho, porque la situación es muy grave. Las pruebas son irrefutables

Crucifixión de San Pedro, el modelo de los papas, la medida inmutable del buen Vicario

Crucifixión de San Pedro, el modelo de los papas, la medida inmutable del buen Vicario

He estado muy cargado con muchas cosas, pequeñas, pero que no me han dejado sentarme en paz a leer y escribir. Llevo así unos días ya. Pero, como esto no lo puedo dejar pasar, como la gente de Voice of the Family ha hecho un tremendo trabajo de crónica, de relación ordenada de hechos, para la historia, me sentí en la obligación de subir este post, aunque no traduzca el trabajo citado, aunque sólo quede disponible para quien pueda leer el inglés (aunque ya sean muchos los que entran en tal categoría). El asunto es que Frank tiene ya un largo historial, en el tiempo que lleva ocupando la Sede Apostólica, de “dudosas posiciones” referentes a la moral sexual natural y cristiana: en eso consiste el trabajo de Voice of the Family, en poner uno tras otro los momentos más visibles de esa sucesión de hechos, en los que se puede transparentar un patrón, que revele una postura profunda. Los dejo con el mismo, recordándoles que rezar por la Iglesia, en estos tiempos de perversión, promovida desde las más altas esferas, en esta guerra sin cuartel contra la decencia y la devoción a Nuestro Señor, rezar y ser fieles es REBELIÓN, REBELIÓN DE LA ESENCIA, EN ESTOS TIEMPOS DE REVOLUCIÓN, REBELIÓN DE SAN PEDRO, MODELO DE VICARIO, MODELO DE CRISTIANO…

Where Does Pope Francis Really Stand on Contraception?

(más…)

Anuncios

La batalla filosófica

Género, transhumanismo, transcapacidad, racismo tienen una raíz modernista común

Adorno, Horkheimer, Marcuse, Habermas: el dream team de la revolución marxista cultural. Famta Gramsci, el que podría ser el capitán del equipo, ¿o no?

Adorno, Horkheimer, Marcuse, Habermas: el dream team de la revolución marxista cultural. Falta Gramsci, el que podría ser el capitán del equipo, ¿o no?

Contenido:

Los cimientos del gnosticismo modernista: la corrupción de la metafísica y la antropología

El nominalismo

Materialismos y dualismos

Relativismo

Nihilismo

El mundo moderno en la madre de todos los sumarios, el sumario extremo

La guerra contra la realidad y la libertad como arbitrio omnipotente

La ideología de género

Trans-capacidad

Transhumanismo, el mundo de Huxley, potenciado con el futurismo del XXI

El racismo, explicación materialista del mundo y lo político

Refutación breve del modernismo

El cientificismo estafador y la imposibilidad del materialismo y del nominalismo

Nominalismo, nihilismo, la estructura de lo real y el ser como “padre” del hombre consciente: el carácter infernal de la guerra contra la realidad

Tiranía modernista y “tolerancia”

 

Hay una guerra contra la realidad, guerra contra Dios, contra el orden que Él puso al mundo, contra el hombre, su comunidad natural, la política, sus instituciones más básicas, empezando por la familia, sus relaciones más cercanas, su identidad, su racionalidad y su mismo cuerpo, proceden de concepciones filosóficas y de la suplantación diabólica de la filosofía y la sensatez llamada gnosticismo, mejor conocido como ideologismo, el cual, a su vez, depende del nominalismo ockhamiano y de la voluntad de poder instalada por el propio Ockham en el corazón de Occidente, pero convertida por Descartes en la bandera de la civilización, hasta que Marx y Nietzsche la erigieron, como en la profecía de Shakespeare asentada en Troilo y Crésida, escena III, acto I, en el único principio, llevada por el lobo universal del apetito, que está por tragarse a todo en absoluto, incluido él mismo… La guerra se da en todos los flancos y niveles, en todos los aspectos de la humanidad: la historia, la política, la ciencia, el arte, la música. Toca ver la batalla más profunda, en la región en que toman su fundamento todas las cosas… Toca ahora la batalla filosófica, para mostrar cuán insostenible es la revolución, satanás y todas sus seducciones… para ver a dónde lleva el principio dicho: “Supriman el rango y vean qué discordia sigue. Cada cosa se encontraría con la otra en calidad de opuesta y diferente. Las aguas confinadas levantarían su seno más alto que las costas, inundando el globo; la fuerza bruta dominaría, inconsciente, y el hijo grosero mataría a golpes a su padre. El poder sobrepasaría al derecho o, más bien, a lo recto y lo torcido, entre cuya discordia se derrumbaría la justicia, perderían sus nombres, lo mismo que la justicia. Ya que así todo se sume en el poder, el poder en la voluntad y la voluntad en el apetito; y el apetito, lobo universal, secundado por ambos, la voluntad y el poder, hace presa de todo… y termina por tragarse a sí mismo”

Los cimientos del gnosticismo modernista: la corrupción de la metafísica y la antropología

Primero, obviamente, hay que exponer cuáles son las doctrinas modernistas que más directa y relevantemente fundamentan la revolución, aparte del vicio que la impulsa, la pasión desordenada hasta el paroxismo por el poder. Hay muchas doctrinas extremadamente importantes que no tocaré aquí, como el historicismo, el relativismo cultural o religioso, el normativismo moral, el cientificismo, el racionalismo, el irracionalismo; pues, para empezar, las doctrinas que tocaré son fundamentales, en gran parte para éstos y, quitada la base, caído el castillo; además, este artículo no es un libro sobre las bases gnoseológicas y metafísicas de la revolución; más aún, muchos de éstos ya han sido tocados en este blog de manera profusa y nos podemos remitir a los artículos respectivos…

Hay que recordar en qué consiste la revolución: la guerra contra la realidad. ¿Qué doctrinas pueden hacer coherente esa guerra? Puedo decirlo con un puñado de nombres, que explicaré a continuación: 1) nominalismo; 2) una serie que se refieren a la composición ontológica de las cosas materiales y, entre ellas, el hombre: materialismo a secas, dualismo metafísico-antropológico, materialismo folk, materialismo de propiedades; 3) relativismo; y 4) nihilismo.

 

(más…)

La revolución y el fin del mundo

A mis estudiantes queridos, empezando por Verónica, Carlos Santiago y Ana Sofía

Kathleen Wynne, premier de Ontario. Por una mujer destruyó su familia, la vida de cada uno de sus miembros, ella incluida. Ahora, quiere imponer un régimen educativo en el que la pornografía y la perversión se imparten a niños de 5 años, un programa realizado por un pedófilo convicto y confeso, Benjamin Levine

Kathleen Wynne, premier de Ontario. Por una mujer destruyó su familia, la vida de cada uno de sus miembros, ella incluida. Ahora, quiere imponer un régimen educativo en el que la pornografía y la perversión se imparten a niños de 5 años, un programa realizado por un pedófilo convicto y confeso, Benjamin Levine

Contenido:

Introducción: Es esto el fin del mundo o la época del progreso

La era del progreso…

… y de la revolución del marxismo cultural

La tiranía revolucionaria

El totalitarismo y la historia

Sociedad cristiana vs. economía liberal

Oscurantismo modernista y astronomía y geografía

Fanatismo, Inquisición y cruzadas

Inquisición vs. los experimentos de la CIA contra la población

Las cruzadas vs. the war on terror, la “victoria total” en el 45 y otras hazañas

Pío XII, el odio a Cristo y la identidad de Occidente

La pederastia clerical

La última etapa revolucionaria: la revolución cultural-sexual-musical y de las drogas, sex drugs, and rock and roll y and more

Sobre el mito del carácter popular de la revolución

La batalla filosófica

Metafísica y antropología

Teoría política

Conclusión: no pode no ser “fin-de-mundo”


Introducción: Es esto el fin del mundo o la época del progreso

Un amigo venezolano decía esto en un foro de Facebook sobre el proceso constituyente que Bachelet, luego de Chávez en Venezuela, Correa en Ecuador, Evo en Bolivia, y las vicisitudes de Zelaya en Honduras, pretende infligirle a Chile. Decía mi amigo, entre otras cosas: “Me preguntaba en estos días, viendo el estado del mundo, que quizás lo que estamos viendo no es casual. Quizás se trata de un cambio epocal profundo que implica la caída de la ilusión de legitimidad de las democracias modernas. ¿Podía ser de otro modo en un mundo que optó por ser relativista y nihilista? En un mundo así todo es posible y no hay sostén para nada: ni para normas morales, ni para normas jurídicas. Estamos quizás asistiendo al nacimiento del mundo del Übermensch nietzscheano, que, como cualquier cristiano racional debería saber, no puede ser sino una pesadilla violenta en la que los más fuertes, después de aplastar a los más débiles, terminarán devorándose entre ellos mismos. No hay que olvidar que, ‘si Dios no existe, todo está permitido’. Perdóname lo apocalíptico, pero vengo del supermercado [experiencia aterradora en la Venezuela actual, la que quedó luego de la destrucción de Chávez, los Castro y sus secuaces], lo que es la experiencia más apocalíptica que uno se pueda imaginar”.

A eso, la respuesta es bastante obvia, es la mejor descripción de la revolución del marxismo cultural, la de la contracultura que se impuso desde los 60, que se ha ensayado hasta el presente, yo se la puse en Facebook, apenas leí su comentario: “Supriman el rango y vean qué discordia sigue. Cada cosa se encontraría con la otra en calidad de opuesta y diferente. Las aguas confinadas levantarían su seno más alto que las costas, inundando el globo; la fuerza bruta dominaría, inconsciente, y el hijo grosero mataría a golpes a su padre. El poder sobrepasaría al derecho o, más bien, a lo recto y lo torcido, entre cuya discordia se derrumbaría la justicia, perderían sus nombres, lo mismo que la justicia. Ya que así todo se sume en el poder, el poder en la voluntad y la voluntad en el apetito; y el apetito, lobo universal, secundado por ambos, la voluntad y el poder, hace presa de todo… y termina por tragarse a sí mismo” (William Shakespeare, Troilo y Crésida, acto I, escena III).

Vivimos en ese mundo, el mundo de la revolución. Pero, ¿eso justifica que se crea que éste es el fin del mundo? Para responder, hay que acudir a las profecías cristianas sobre el mismo, muy potentemente acreditadas (entre infinidad de cosas que se pueden abonar, aquí hay una pequeña muestra: https://eticacasanova.org/2013/08/07/a-los-que-niegan-las-profecias-de-cristo-sobre-el-fin-de-jerusalen/). Vamos a Mateo 24 y 2 Tesalonicenses 2.

“Oiréis hablar de guerras y de rumores de guerra; pero no os turbéis, porque es preciso que esto suceda, mas no es aún el fin. Se levantará nación contra nación y reino contra reino, y habrá hambres y terremotos en diversos lugares; pero todo esto es el comienzo de los dolores. Entonces os entregarán a los tormentos y os matarán, y seréis aborrecidos de todos los pueblos a causa de mi nombre. Entonces se escandalizarán muchos y unos a otros se harán traición y se aborrecerán; y se levantarán muchos falsos profetas, que engañarán a muchos, y por el exceso de la maldad se enfriará la caridad de muchos; mas el que perseverare hasta el fin, ése se salvará. Será predicado este evangelio del Reino en todo el mundo, testimonio para todas las naciones, y entonces vendrá el fin. Cuando viereis, pues, la abominación de la desolación, predicha por el profeta Daniel, en el lugar santo! […]. Habrá entonces una gran tribulación, cual no la hubo desde el principio del mundo hasta ahora, ni la habrá, y, si no se acortasen aquellos días, nadie se salvaría; mas, por amor de los elegidos, se acortarán aquellos días. Entonces, si alguno os dijere: ‘Aquí está el Mesías’, no le creáis, porque se levantarán falsos mesías y falsos profetas, y obrarán grandes señales y prodigios para inducir a error, si posible fuera, aun a los mismos elegidos. Mirad que os lo digo de antemano. Si os dicen, pues: ‘Aquí está, en el desierto’, no salgáis; ‘Aquí está, en un escondite’, no lo creáis, porque como el relámpago, que sale del oriente y brilla hasta el occidente, así será la venida del Hijo del hombre. Donde esté el cadáver, allí se reúnen los buitres. Luego, en seguida, después de la tribulación de aquellos días, se oscurecerá el sol, y la luna no dará su luz y las estrellas caerán del cielo y las potestades del cielo se conmoverán. Entonces, aparecerá el estandarte del Hijo del hombre y se lamentarán todas las tribus de la tierra; y verán al Hijo del hombre venir sobre las nubes del cielo con poder y majestad grande. Y enviará sus ángeles con poderosa trompeta y reunirá de los cuatro vientos a los elegidos, desde un extremo del cielo hasta el otro […]. Cuando veáis todo esto, entended que está próximo, a las puertas […]. El cielo y la tierra pasarán, pero mis palabras no pasarán. De aquel día y de aquella hora nadie sabe, ni los ángeles del cielo ni el Hijo, sino sólo el Padre. Porque como en los días de Noé, así será la aparición del Hijo del hombre. En los días que precedieron al diluvio comían, bebían, se casaban y se daban en casamiento, hasta el día en que entró Noé en el arca; y no se dieron cuenta hasta que vino el diluvio y los arrebató a todos; así será a la venida del Hijo del hombre” (6-15.21-33.35-39).

Vamos a preguntarnos: ¿es ésta una época de guerras, rumores de guerra, terremotos, hambre, en la que aparecen falsos profetas y engañadores, una época de apostasía y una gran tribulación, en la que, sin embargo, la gente vive en la total inconsciencia, la del individualismo extremo y el divertimento, del fútbol, el béisbol, las drogas, la pornografía y demás anestesias morales? Bueno, sería casi ridículo pretender negarlo. Entonces, en cuanto a la profecía de Cristo, parece que no hay muchas dudas, la presente es una época que es candidata indiscutible, como ninguna en el pasado, con su globalización y el arrollamiento avasallante de todas las culturas del planeta, candidata indisputable por ninguna anterior a época de la que habló Jesús como la antesala a su Segunda Venida. Vamos a ver la otra, la de San Pablo de 2 Tesalonicenses 2,3-12:

“Que nadie en modo alguno os engañe, porque antes ha de venir la apostasía y ha de manifestarse el hombre de la anomia, el hijo de la perdición, que se opone y se alza contra todo lo que se dice Dios o es adorado, hasta sentarse en el templo de Dios y proclamarse Dios a sí mismo. ¿No recordáis que estando entre vosotros ya os decía esto? Y ahora sabéis qué es lo que le contiene, hasta que llegue el tiempo de manifestarse. Porque el misterio de iniquidad está ya en acción; sólo falta que el que le retiene sea apartado. Entonces se manifestará el inicuo, a quien el Señor Jesús matará con el aliento de su boca, destruyéndole con el esplendor de su venida; aquel inicuo, cuya venida, por acción de Satanás, irá acompañada de todo género de portentos, señales y prodigios engañosos, y de seducciones de iniquidad para los destinados a la perdición, por no haber recibido el amor de la verdad que los salvaría. Por eso Dios les envía un poder engañoso, para que crean en la mentira y sean condenados cuantos, no creyendo en la verdad, se complacieron en la iniquidad”.

¿Hoy por hoy se manifiesta un poder satánico, fuertemente antagonista de Dios, del orden, de la verdad, del bien, del hombre, y, sin embargo, hay una inmensa mayoría de las personas que estén a favor de las desoladoras prácticas, doctrinas, pseudo-leyes, arrasadoras del mundo? Una vez más, habría que ser un absoluto mentecato para no darse cuenta de que tal es el caso. Pero, de nuevo, ¿será ésta la época? Y, no obstante, pienso que es crucial demostrar que vivimos en la época del Übermensch de Nietzsche, de la que habla mi amigo. Es decir, ¿en verdad yo creo que esta época de progreso, democracia y libertad es tan mala como la pinté arriba; y no será que yo soy un oscurantista trasnochado o una viuda de la civilización del oscurantismo, del cuento de hadas cristiano, un nostálgico del pasado que amo y no volverá? Sobre eso tendré que argumentar ahora, después de todo, se me acusa de estar con los tiranos de la Inquisición, los fanáticos de las cruzadas, los burros de la Tierra plana y centro del universo, los que mataron a Galileo, que detuvieron el avance de las ciencias, que estaban con los malvados monarcas que manipulaban para sostener su absolutismo diciendo que su poder venía de Dios…

La era del progreso…

Obviamente, ésta es la era del progreso, vamos a ver algún aspecto suyo:

(más…)

Una rápida consideración sobre el ataque: “la religión es plaga”, “r. oscurantista”, “la r. y sus reglas sinsentido”

No aguanta 2 rounds

Hay que ser tolerantes: no denunciar que se esterilizan a millones forzosamente en India, Perú, Uzbekistán, Argentina, etc. Se mueren muchas "beneficiarias". Se mata a millones de chiquitos. Se destruye a la familia; se castiga -persigue- a quienes la defienden. Sí, hay que montarse en este tren; pero es necesario, entonces, decir que la religión (sobre todo el Cristianismo) es mala. Comamos, bebamos y forniquemos, que mañana moriremos

Hay que ser tolerantes: no denunciar que se esterilizan a millones forzosamente en India, Perú, Uzbekistán, Argentina, etc. Se mueren muchas “beneficiarias”. Se mata a millones de chiquitos. Se destruye a la familia; se castiga -persigue- a quienes la defienden. Sí, hay que montarse en este tren; pero es necesario, entonces, decir que la religión (sobre todo el Cristianismo) es mala. Comamos, bebamos y forniquemos, que mañana moriremos

A según, las guerras vienen de la religión; a según, la religión es oscurantista y se opone a la ciencia; a según, la religión impone reglas morales sinsentido, pura represión del ELLO freudiano. Qué loco, ¿no?

Hasta el siglo XVIII de nuestra era CRISTIANA, no se conoce un solo científico que no fuera creyente y la mayoría inmensa de ellos es cristiana. Fíjense, Clairaut y D’Alembert son los primeros científicos que se conozca que hayan sido hostiles a Dios y todo por estar metidos en esa rebelión contra Él mal llamada “ilustración”, que vino a quemarse en la tremenda oscuridad del genocidio de La Vendée, el Terror de la Bastilla, la revolución de 1848 y las sucesivas, contando la rusa, la china, la nazi (que, claramente, se puede ver como hija de la mal llamada “ilustración”, aunque en la superficie y en ciertos rasgos no se vea la semejanza familiar). No se puede decir, siquiera, que, luego de ellos, la ciencia fuera atea, Navier fue un gran físico creyente, como Fresnel. Ha habido muchos otros, Einstein y Heisenberg no eran enemigos de Dios ni nada por el estilo; Max Plank, padre de la vuántica, era creyente, como el cura Lemaitre es el “inventor” de la teoría expansiva del universo, de la que sale lo del Big Bang, en física hay muchos otros, por supuesto: Marie Curie y Enrico Fermi, por ejemplo. En otras ramas, uno tiene a Mendel, el padre de la genética, que era un monje agustino, o a Fleming y a Pasteur, quien era un devoto católico. Mucho menos se puede decir que la ciencia de esos pensadores nombrados sea “anticristiana”, pues se debe a una tradición que viene de la Cristiandad, es más, los dos nombrados son newtonianos y Newton es un ferviente creyente (incluso con tendencias “crédulo”-heterodoxas) Antes de la “mal llamada”, uno tiene a Roger Bacon, Roberto Grossetesta, Freiberg, Oresme, Cusa, Leonardo, Soto, Copérnico, todos curas (obispos y cardenales) menos Leonardo, Brahe y Keppler, luteranos [hasta aquí, sólo unos cuantos de los siglos XIII al XVI], Galileo, Roberval, Descartes, Pascal, Huygens, Leibniz, Newton, Boscovich, los miembros de la Academia del Cimento (Italia), Torricelli, Malebranche: todos cristianos. Antes, antes de que Occidente existiera como una civilización plenamente formada, uno tiene a gente como Scoto Eriúgena, cristiano occidental, o Juan Filópono, cristiano oriental, a los árabes, a los griegos, a los sacerdotes egipcios o babilónicos. ¿Quién no es religioso ahí? La acusación en tan ridícula que no da risa o lástima, alternativamente, si no fuera por el mal que encierra.

(más…)

Francisco, el papa new age

Laudato si, buque insignia del papa Franc

Schellnhuber, la ciencia que debe gobernar el mundo despóticamente, para mantener la población en su debido nivel de 1000 MM de personas, presentando la Laudato si

Schellnhuber, la ciencia que debe gobernar el mundo despóticamente, para mantener la población en su debido nivel de 1000 MM de personas, presentando la Laudato si, el mayor logro anticristiano de la historia

Flavio Infante, en su excelente blog, In-Exspectatione.blogspot.com, dice que el documento que acaba de emitir el sucesor de Pedro en la Sede de su Martirio, que tomó como nombre Francisco, es un documento que debe ser botado a la basura (http://in-exspectatione.blogspot.com/2015/06/un-desecho-un-puro-desperdicio.html). Sinceramente, en ésta, mi querido amigo está fuertemente equivocado, esto no está para ser lanzado al cesto de los desperdicios, ¡¡¡¿cómo va a ser, si es un documento histórico?!!! Tiene que quedar enmarcada, en un lugar preeminente en los museos vaticanos: LA GALERÍA DE LA INFAMIA. Ustedes me disculpan, tiene que existir. Hace dos años, a nadie se le habría ocurrido, hoy ya es una realidad, yo la propongo formalmente. Ahí se puede poner esa encíclica en el lugar más elevado; sería acompañada de la Relatio Post Disceptationem del sínodo de octubre pasado –el que tiene una placa que dice “Arquitecto proyectista, Francisco, Ingeniero supervisor de obra, Lorenzo Baldisseri”–, la Evangelli Gaudium, las entrevistas a Scalfari y Spadaro y en los aviones de Río a Roma y de Manila a Roma, las propuestas de celebración de Lutero de la comisión bilateral de diálogo entre luteranos y católicos, los resultados del diálogo con los judíos, en la estela de la Nostra Aetate, la labor de los obispos estadounidenses en materia sexual en los seminarios gringos, la destrucción de la universidad de Notre Dame por Theodore Hesburgh, el rector traidor, las homilías diarias de la Casa Santa Marta. Hay material para abrir un ala entera de los museos. ¿Y qué perseguiríamos con esto? Recordar, recordar a dónde podemos caer, cuando no vigilamos y oramos, como dijo el Único Maestro, sin el cual, los demás somos sólo deformadores. Recordar lo que es una Cristiandad sin una Inquisición o algo que haga sus veces, una Cristiandad expuesta a las maquinaciones de los realizadores del documento Alta Vendita, para tomar a la Iglesia por la Cabeza vicaria misma, que han logrado el éxito, por encima de sus más sabrosos sueños infernales…

Antonio Socci, en un excelente artículo (http://www.antoniosocci.com/cantico-di-frate-sole-o-cantico-di-frate-sola/?utm_source=feedburner&utm_medium=email&utm_campaign=Feed%3A+LoStraniero+%28Lo+Straniero+-+Il+blog+di+Antonio+Socci%29), habla sobre un papa que se dedica a dolerse y llorar por los gusanitos que se mueren, que propone pasillos de migración para las especies en peligro; y no da ni una declaración, no promulga ni un papelito, sobre los miles de cristianos que están siendo masacrados desde el Atlántico africano hasta las orillas del canal que se abre en el Pacífico entre la península de Corea y Japón, en una franja de tierra que abarca medio planeta tierra y mucho más de la mitad de su población, en unos horrores indecibles que, para colmo de los colmos, están a la vista de todos… Michael Hichborn escribió un artículo altamente recomendable (http://www.churchmilitant.com/news/article/good-stewardship-or-global-governance), que muestra las conexiones del documento franc-cisc-ónico con la “mafia” internacional, con los poderes anti-vida y anti-familia. Yo ofrezco escribir uno que empalme, en los círculos del poder internacional, este documento con la tiranía mundial. Michael Voris, el gran Michael, quien está atacado y no haya qué hacer, anda produciendo sus videos, tratando de explicar cómo es que el Vicario de Cristo se dejó “atrapar” en la telaraña de la pseudo-ciencia del cambio climático, arma tiránico-totalitaria (http://www.churchmilitant.com/news/article/breaking-reportpapal-encyclical-a-first-look). Pobre Michael Voris, anda como Serrat: “de vez en cuando la vida, nos gasta una broma y nos despertamos sin saber qué pasa, chupando un palo sentados, sobre una calabaza”: no encuentra cómo explicarse el mundo, después de jurar que jamás se metería con el papa y viene Francisco a hacerle imposible cumplir su promesa…

Este artículo no tratará de nada de eso. Este artículo verá cómo un papa se metió en las regiones más profundas del mundo revolucionario contemporáneo, de ese mundo anticristiano, mundo contrario al Logos divino y a lo que Michael Jones llama “logos menor”, la ley natural: un mundo de gnosticismo new age, materialista, antihumano, fuertemente antioccidental, incluso anti-moderno, lo que se llama post-moderno. Es una desolación y un dolor difícilmente superables. Un papa que le pide perdón a los valdenses (http://www.zenit.org/es/articles/el-papa-pide-perdon-a-la-iglesia-valdense-de-parte-de-la-iglesia-catolica?utm_campaign=diariohtml&utm_medium=email&utm_source=dispatch), no se sabe por qué; un papa que se asocia con escoria como Jeffrey Sachs y Ban Ki-Moon (https://eticacasanova.org/2015/06/10/francisco-en-camisa-de-11-varas/), y presentando su flamante “encíclica” indigesta con Carolyn Woo, la presidenta de Catholic Relief Services gringos, que son conocidos por apoyar el aborto y ella por tener un vicepresidente homosexual, activista y “casado” con otro macho (https://www.lifesitenews.com/news/pressure-mounts-as-catholic-relief-services-fails-to-act-on-vp-in-gay-marri; https://www.lifesitenews.com/news/crs-president-it-may-not-be-wrong-for-us-to-have-a-vp-in-a-gay-marriage; https://www.lifesitenews.com/news/vatican-taps-catholic-relief-services-president-to-help-present-encyclical), y Hans Schellnhuber, el tiranín-genocida en potencia-tecnócrata avispado, del que hablaré más abajo. Un papa en estas aguas… Sólo nos queda sufrir en la Cruz, luchar desde ahí y pedir: Ven Señor Jesús…

Contenido:

1.- Panteísmo evolucionista de Teilhard de Chardin, El papa new age-hegeliano

2.- El papa de la cultura de la muerte y el comunismo; para el que el hombre es la plaga del mundo

3.- Ésa “cultura del descarte” es invento típico de comunistas

4.- La extraña visión de la religión

5.- La conversión ecológica

6.- Un papa vs. la Iglesia

(más…)

Bruen y el derecho post-nietzscheano

6 ilegitimidades jurisprudenciales gringas acaban con la racionalidad en el mundo entero

Racist Margaret. En nombre de su odio, la emprendió contra la moral, para destruir la sociedad, corrompiendo a la mujer. A engendros como éste es que Kasper y compañía quieren que la Iglesia de Jesucristo dé su aprobación

Racist Margaret. En nombre de su odio, la emprendió contra la moral, para destruir la sociedad, corrompiendo a la mujer. A engendros como éste es que Kasper y compañía quieren que la Iglesia de Jesucristo dé su aprobación

Hace unos días, tuve una discusión de ésas… una discusión de las que te arrancan el corazón. No era la primera vez que un estudiante llegaba a los extremos a los que llegaron estos hijitos míos, nada por el estilo, pero, por primera vez, me di cuenta de hasta dónde llega la hecatombe revolucionaria. De unas premisas, se sigue válidamente la conclusión correspondiente sólo si ésa es mi verdad. Dos más dos es igual a cuatro, sólo si ésa es mi verdad. Si no hay verdad, si no hay orden, si no lo podemos conocer, se impone lo que a cada quien le parezca, lo que le dé la gana, sólo si ésa es mi verdad. No ha quedado parado nada ante el ataque revolucionario, no ha quedado en pie la lógica. No hay un concepto, una intención mental, una dignidad: el principio de no contradicción es verdadero, si ésa es mi verdad, es principio si es mi verdad, es el primer principio absolutamente ineludible para decir lo que sea, para pronunciar, siquiera mentalmente, una palabra, ¡¡¡sólo si ésa es mi verdad!!! Ésos, los enemigos, los demonios, han logrado el éxito más apabullante que hubiera podido soñar un Diderot, un Marx, un Nietzsche. Dios no puede hacer lo contradictorio (Contra Gentiles, I, 84), pero los revolucionarios, los antropoteístas pueden más: ellos pueden negar el principio, contradecirse, etc.: ¿no es eso lo que pide la ortopraxis de Marx? Por supuesto, esto requeriría un libro entero para explicarlo, pero, en términos sencillos: ellos no incurren en contradicción estricta, eso es imposible; y Dios no hace lo contradictorio, porque eso repugna al ser y la perfección, por lo que repugna a Dios, como el mal. Lo que importa, no obstante, es que la gente ha llegado a tal nivel, que ya nadie es capaz de ver este tremendo escamoteo y su peligro imponente.

James Bruen[i], un abogado escritor, compañero del gran Michel Jones en Culture Wars Magazine, hace una exposición fantástica, fuera de serie, del modo en que la revolución aplicó estos principios, desde la Corte Suprema de los Estados Unidos, como ya había confesado el guerrero cultural Leo Pfeffer, jactándose de la paliza que los revolucionarios habían dado a la Iglesia Católica, para imponer el mal al mundo entero, desde el poder y la influencia y el dinero gringo. No se engañen, hermanitos, que no los ofusque la envidia, la revolución se impuso en Estados Unidos y… de gringolandia, para el mundo…

Bruen comienza por describir de manera que un chiquito pueda entender lo que es el escepticismo, el postmodernismo, el nietzscheanismo. “Es un modo de pensar que ha llegado a ser general en el Occidente. De acuerdo con el postmodernismo, nosotros creamos nuestra propia realidad; no hay verdad”.

Nuestro intelecto vive por la realidad. Nosotros, como personas, seres conscientes, vivimos por la realidad, pues somos conscientes por el intelecto, él es nuestro rasgo más esencial. La realidad, en cuanto inteligible, es la luz del intelecto y la fuente de su estructura: por eso, el arte imita a la naturaleza: la realidad es una estructura de imponente consistencia, ella nos enseña el principio de no contradicción, el del tercero excluido; el del que el todo es mayor que las partes; todo efecto se sigue de una causa, la causa es anterior al efecto; la proporcionalidad entre fines y medios; la razón del medio procede, depende, de la razón del fin; causa y efecto son proporcionados; lo bueno es lo apetecible, lo bello lo deleitoso, etc. La realidad es la fuente, es el horizonte, el origen de la conciencia, pues el intelecto despierta al captarla, al distinguir en ella sus seres, de donde capta su primer principio; y, así, es su bien primario y fundamental. La mentira, el error, la alucinación, cualquier desviación de ella, es un gran problema, hasta la locura, pasando por borracheras, estados de estupefacción (de causas naturales o inducidos artificialmente), etc. La realidad tiene una consistencia impresionante, quien la desconoce introduce tremendas distorsiones. Es lo que dice Solzhenitsyn. “la historia es un río; éste tiene sus propias leyes que gobiernan su flujo, sus curvas, su serpenteo. Entonces viene una gente inteligente que dice que el río es un estanque y debe ser desviado a otro canal mejor; todo lo que se debe hacer es escoger un lugar mejor y cavar un nuevo cauce para el río. Pero el curso de un río no puede ser interrumpido –pártelo unos centímetros y él ya no fluirá más–. Y se nos dice que el cauce debe ser desviado forzosamente varios millares de metros. Los lazos entre las generaciones, lazos de institución, tradición, costumbre, son los que mantienen las márgenes del cauce del río unidas y sostienen a la corriente en flujo […]. Puede que sean incognoscibles [las leyes que gobiernan el flujo del río]. A todo evento, no se hallan en la superficie, donde cualquier tonto lleno de ocupaciones puede buscarlas. Las leyes de la sociedad humana perfecta sólo se pueden encontrar en el orden total de las cosas. En el propósito del universo. Y en el destino del hombre (Alexander Solzhenitsyn, August 1914, Farrar, Straus and Giroux, New York, 1.971, pp. 410-411).

(más…)

El mundo de la tolerancia

Un arbitrio sin límites se abre para todos, sólo los poderosos sobrevivirán

Un mundo feliz: todos hacen lo que les dé la gana, los deseos son derechos y éstos ley. El poderoso no tiene cortapisa, el hombre común será aplastado... muy feliz

Un mundo feliz: todos hacen lo que les dé la gana, los deseos son derechos y éstos ley. El poderoso no tiene cortapisa, el hombre común será aplastado… muy feliz

Hablemos de la TOLERANCIA:

Cinco pastores protestantes de Houston están bajo amenaza, con órdenes de someter sus sermones y toda su correspondencia, aún sus emails, a las autoridades, que andan viendo si, siguiendo la Biblia, han estado hablando en contra de la homosexualidad (http://www.archgh.org/blog/main.asp?Tid=1654&id=461&cat=Archdiocesan).

Dos pastores de Idaho están amenazados de cárcel, si no convienen en celebrar mal llamadas bodas “gay” (http://www.adfmedia.org/News/PRDetail/9364).

En Nueva York están por permitir el incesto, entre tíos y sobrinos, y muy pronto esto quedará atrás, como todos los “tabús” (https://www.lifesitenews.com/news/new-york-appeals-court-unanimously-oks-some-incestuous-marriages).

De eso se trata, de acabar con el orden natural, porque cada quien tiene que poder hacer todo lo que le dé la gana… La gente cree ser libre cuando cada quien hace lo que le da la gana. El problema es que, cuando eso es así, no hay quien ponga freno a las ganas de los poderosos, que podrán acabarte, si les da la gana. Y no habrá quien pueda quejarse, ya que la ley es la de la gana. De hecho, si te quejas, les darán, sin dudas, gana de acabarte más rápido. Al final, en el desastre, alguien tendrá ganas de que haya un semblanza de orden, ya no el natural, sino uno que le salga de la gana. El totalitarismo será imparable. No se preocupen, ya estamos llegando a eso… Sigan hablando de tolerancia, queriendo decir, inmoralidad sin límites, la vamos a pasar bien todos.

(más…)