Kalós

Inicio » Actualidad » Está bueno con los pedófilos de la Iglesia

Está bueno con los pedófilos de la Iglesia

No debemos seguir aceptando al lobby homosexual del Vaticano

Éste es el espía que tuvo como encargo crear la teología de la liberación de la que participa tantos funcionarios vaticanos de hoy, empezando por Francisco y su presidente de la CDF, Ion Mihai Pacepa en el yate de Raul Castro, en Cuba, 1974 (Photo courtesy of Ion Mihai Pacepa [yo la obtuve de la Catholic News Agency]).

Éste es el espía que tuvo como encargo crear la teología de la liberación de la que participa tantos funcionarios vaticanos de hoy, empezando por Francisco y su presidente de la CDF, Ion Mihai Pacepa en el yate de Raul Castro, en Cuba, 1974 (Photo courtesy of Ion Mihai Pacepa [yo la obtuve de la Catholic News Agency]).

Hoy, vi un post en Facebook, de una persona cercana, hablando del Cardenal Pell y el asunto de los abusos a menores por sacerdotes en Australia. A la indignación por este caso, unió la que siente por el del cardenal Law, de Boston, que fue a pasar el final de su vida a Roma, luego de que bajo su supervisión 550 casos de abusos tuvieran lugar.

La idea de mi conocido-amigo FB [vamos a llamarlo “mi primo”] era defender a los homosexuales, atacando a quien él percibe como su peor enemigo: la Iglesia. Según él, es indignante –él mismo está enardecido, muy ofendido– por exabruptos continuados tan patentes e imperdonables… para alguien que no sea un cristiano de verdad, por supuesto. Para alguien que crea que, cuando se critica un mal moral, se hace por odio y deseo de denigrar, y no por amor al bien y a las personas…

Tiene razón en muchas cosas, por supuesto, mi primo: 1) los católicos somos, casi, los únicos defensores de la ley natural, del orden de Dios, en el mundo contemporáneo: no podemos sino ser los enemigos a destruir por algo como un “lobby gay”. 2) Sí, es algo horrible que haya ese poco de curas que manchan el sacerdocio hoy por hoy; que, entre los que lo hacen, una gran parte prefiere niñOs, aunque los medios metan toda violación del celibato, incluso con mujeres adultas… o con hombres adultos, en sus reportes, sin diferenciar. Ahora, en lo de los niños, la casi totalidad lo hace con hombres, es decir, son homosexuales. Yo, con mi primo, pediría el gran milagro de que todos estos curas desviados, invertidos, sodomitas, dejaran la Iglesia, ¡¡¡PERO YA!!! 3) Sí, en el Vaticano se los protege, es verdad. Como todos saben, hay un poderoso lobby homosexual en el Vaticano, que quiere meter a la Iglesia a traicionarse a sí misma, hasta el paladín de los “excluidos”, de aquéllos a los que no les importa un pito la moral natural y la católica, pero les da tremenda rabia que en la estructura de la realidad Dios haya metido un orden, hasta Francisco, el paladín de toda esta gente, reconoció que existía el fulano lobby, en su famoso vuelo de Río a Roma, de tan grata memoria para los que el “¿quién soy yo para juzgar?” suena como música celeste [sin agraviar su constante propaganda contra la belleza, el bien, la dignidad, el orden y el Cielo]. Ese lobby no parece lejos de triunfar, cuando uno ve las declaraciones de tantos obispos, portavoces, cardenales, prelados y hasta del propio papa Francisco. Con mi amigo, yo imploro, que se vaya toda esta basura, todos estos infiltrados, por favor: que se vayan ya, “la abominación de la desolación en el Tempo de Dios (quien lea entienda)” (Mateo XXIV,15). 4) Es verdad que esto es un daño horrible a la Iglesia. Mi primo tiene razón. En todo esto la tiene.

Claro, como dicen los gringos, hay que meter unos “caveats”, unas advertencias, que no le quitarán razón a mi primo, pero modificarán un poco cómo se perciba la justicia de sus clamores. 1) Estos señores, estos curas que cometen faltas contra el celibato, no son la Iglesia. De hecho, están entre sus peores enemigos históricos. Mi primo debería saber que desde los años 60, la Iglesia ha sido fuertemente infiltrada, es decir, esa infiltración es muy vieja: los judíos, a finales del siglo XIV, que yo sepa, la inventaron en España y eso ha seguido ininterrumpido hasta hoy, no de parte de los judíos, sino de parte de enemigos de la Iglesia. Los masones la practican Y el Plan Alta Vendita, delos carbonnari italiani lo muestra claramente. Gramsci la recomendó fuertemente. Rockefeller la praticó con ardor y usó para eso a Theodre Hesburgh, rector de la Universidad de Notre Dame en Indiana y a otros. Saúl Alinsky, el comunista del que Barack Obama dice que fue su maestro, también lo hizo, con Maritain y con los monseñores Egan y Megan. Pero, desde los 60, la cosa ha sido horrible. Hay testimonios muy precisos, como el del espía rumano que le dijo a la Catholic News Agency que la KGB, para la que él trabajaba, había creado la teología de la liberació (vid. http://www.catholicnewsagency.com/news/former-soviet-spy-we-created-liberation-theology-83634/). 2) Debería saber mi primo, en conexión con el punto anterior, lo que dañaron a la Iglesia personas como los obispos Dearden de Detroit y, sobre todo, Joseph Bernardin, el homosexual obispo de Chicago, King-maker por 30 años de la Iglesia estadounidense, quien usó al padre (de hábitos ya colgados y un acerbo odio a Cristo) Eugene Kennedy para aprovechar la devastadora tendencia de los conventos y monasterios y cenobios de ese país de abrazar, desde 1965, la psicología psicoanalítica, para destrozar, con esa poderosa arma, si no hay quien la contrarreste, los seminarios de ese país: el resultado es el que tenemos a la vista: centenares de casos de conductas sexuales desviadas, inauditas en la historia de la Iglesia, que se han usado como plataforma para lanzarse contra muchos bastiones del bien y la Fe en Jesucristo, de toda la vida (Modern Psychology and Priest Sex Abuse). 3) Pretender derribar la moral por las faltas de personas que pertenecen a una institución es algo muy atractivo, de mucho efecto en la opinión pública, un buen arma; pero, para la discusión racional no ayuda en nada, es una manera de falacia, la falacia Ad hominem; también lo es una ilusión creer que eso ayuda a reforzar la racionalidad de lo de la homosexualidad; sobre todo si, para rematar, quienes defienden esto están todo el tiempo pidiendo que no se juzgue, que se admita que cada quien tiene su verdad, que no hay moral, que todos tenemos derecho a definirnos y un largo etcétera…

Entonces, sí, primo, estoy tan de acuerdo contigo que no te imaginas. Pero sabe también que hay algo de engaño en el asunto. El mal no es la Iglesia el mal está en otra parte muy diferente; incluso la gente mala de la Iglesia, genuinamente católica, quitando lo de la infiltración, eso no quita en nada a la Iglesia de su Santidad, nada, porque ésta es la de Cristo. Estoy muy de acuerdo contigo y te agradezco, me has puesto el despertador, que necesitamos cada como dos días, porque se nos va el ímpetu, ¿no? Que se vayan todos esos bichos, yo estoy más indignado que tú, es terrible. Eso me subleva, me hace que me rebele. Y LO QUE SE NECESITA ES REBELIÓN, REBELIÓN DE LA ESENCIA, EN ESTOS TIEMPOS DE INFILTRACIÓN DE LOS ENEMIGOS, EN ESTOS TIEMPOS DE ASEDIO Y DE AGENTES PROVICADORES, DE CORRUPCIÓN, TIEMPOS DE REVOLUCIÓN…

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

Respicite

His autem fieri incipientibus respicite et levate capita vestra quoniam appropinquat redemptio vestra

Catarsis Neuronal

Confesiones a Marshal

voiceofthesheepblog

...Should not shepherds feed the sheep? Ezekiel 34:2

James Perloff

formerly refugebooks.com

HERMANOS ESPERADOS

Apologética catolica

A %d blogueros les gusta esto: