Kalós

Inicio » Actualidad » El “género” es ideología y caballo de Troya, ¿de dónde viene su poder?

El “género” es ideología y caballo de Troya, ¿de dónde viene su poder?

Un argumento para mayores de 5 años

El pedigree gnóstico de la ideología de género (1)
Descartes, padre del "dualismo artificial", uno de los impulsores del modernismo. El susodicho dualismo es el arma conceptual, la fantasía adecuada, usada por los ideólogos del género

Descartes, padre del “dualismo artificial”, uno de los impulsores del modernismo. El susodicho dualismo es el arma conceptual, la fantasía adecuada, usada por los ideólogos del género

La ideología de género puede mostrar el carácter gnóstico y “modernista” de los movimientos intelectuales detrás de todos los intentos de dominación nihilista, que constituyen lo que “DE HOY“, constituye a “la cultura de hoy“. En efecto, en la sexta de las Meditaciones Metafísicas, Descartes asegura que el cuerpo humano pertenece, a diferencia del yo del hombre, al mundo de la res extensa; que es, a su vez, el campo de la dominación de la conciencia. Así, el cuerpo no tiene significación cualitativa ni bien ni orden inteligible intrínseco. En su aspecto de promoción de la homosexualidad y del arbitrismo en materia de “preferencia” de “género” y de cambios artificiales de la anatomía de los particulares que no estén contentos con el ser mismo que Dios les dio, ésta es precisamente la “filosofía” detrás de la cual se esconde la voluntad de poder de los grupos de presión “gay”: “La orientación sexual se refiere a la capacidad de cada persona de sentir una profunda atracción emocional, afectiva y sexual por personas de un género diferente al suyo, o de su mismo género, o de más de un género, así como a la capacidad de mantener relaciones íntimas y sexuales con estas personas. La identidad de género se refiere a la vivencia interna e individual del género tal como cada persona la siente profundamente, la cual podría corresponder o no con el sexo asignado al momento del nacimiento, incluyendo la vivencia personal del cuerpo (que podría involucrar la modificación de la apariencia o la función corporal a través de medios médicos, quirúrgicos o de otra índole, siempre que la misma sea libremente escogida) y otras expresiones de género, incluyendo la vestimenta, el modo de hablar y los modales” (Boletín semanal del Population Research Institute para Iberoamérica, del 14-06: OEA: venta y compra de lobbies al mejor postor)*. Es imposible no concluir en que hay una influencia, siquiera mediata, de Descartes a declaraciones como las de los lobistas homosexuales. Y, como se verá, el asunto va de Yogyakarta a Argentina, donde se aprobó el llamado “matrimonio” homosexual, contra la Constitución y la inmensa mayoría del país, o a cualquier rincón del planeta, vía la OEA, la ONU, las organizaciones feministas, la presión entre las naciones y las grandes fundaciones estadounidenses.

Lo peor, en el caso de esta ideología particular es que introduce cambios legislativos para destruir a las familias, cuando no representan ningún derecho (no hay derechos homosexuales, ni discriminación a estas personas, ya que nadie les dice que no pueden contraer matrimonio, sólo que se reconoce la esencia del mismo, que no deriva de ninguna definición cartesiana de la materia o la conciencia). Representan, en el mejor de los casos, problemas emocionales que requieren de la ayuda denodada de la sociedad, en bien de quienes los sufren, o, en el peor, una indulgencia a comportamientos gravemente inmorales. Tampoco representan grupos de personas que tengan una presencia significativa en ninguna sociedad actual ni que, para colmo, tenga ningún interés real en su “derecho” a “casarse”. Sin duda:

“Tras el clamor por legalizar el matrimonio del mismo sexo, resulta que pocos homosexuales lo desean verdaderamente. Tras una dura batalla el año pasado, el gobierno español dio a los homosexuales el derecho a contraer matrimonio. Desde que la ley entró en vigor, el 3 de julio del año pasado, hasta el 31 de mayo, sólo han tenido lugar 1.275 matrimonios de personas del mismo sexo, informaba el periódico ABC el 17 de junio. Comparativamente, esta cifra suma un mero 0,6% de los 209.125 matrimonios contraídos en España durante 2005. De la suma total de matrimonios del mismo sexo, 923 fueron entre hombres, y 352 entre mujeres. Un estudio reciente, del Institute for Marriage and Public Policy de Virginia, hacia un bosquejo de las tendencias del matrimonio del mismo sexo. El estudio, «Demand for Same-Sex Marriage: Evidence from the United States, Canada and Europe» (La Demanda de Matrimonios del Mismo Sexo: Evidencias de Estados Unidos, Canadá y Europa), fue publicado el 26 de abril. La estimación más alta en cuanto a la proporción de homosexuales que ha utilizado las nuevas leyes sobre el matrimonio se da en el estado norteamericano de Massachussets, con un 16,7% de enlaces. Pero esto parece ser una excepción. En Holanda, donde el matrimonio del mismo sexo está establecido desde más tiempo, el porcentaje es bastante más bajo. Los autores del estudio, Maggie Gallagher y Joshua Baker, advierten que a menudo resulta difícil obtener datos precisos, tanto del número de matrimonios del mismo sexo, como del número de homosexuales en una determinada zona geográfica […].

“En abril de 2001 Holanda se convirtió en el primer país en legalizar el matrimonio entre dos personas del mismo sexo. Desde dicha fecha hasta finales del pasado año, se han casado en Holanda 8.127 parejas del mismo sexo. Los datos holandeses sugieren que el 2,8% de los holandeses y el 1,4% de las holandesas son homosexuales. Si se asume que todas las parejas del mismo sexo que se han casado en Holanda son residentes, cerca del 6,3% de los homosexuales estaban casados a finales de 2005. El porcentaje, tanto en este como en el resto de los países, incluye a todos los que alguna vez se han casado, y que no necesariamente están casados en la actualidad. Bélgica siguió a Holanda en junio de 2003. Durante el resto de aquel año se casaron en Bélgica 1.708 parejas del mismo sexo. A finales de 2004 esta cifra aumentó hasta las 2.204 parejas. Los autores no han encontrado estimaciones oficiales del número de homosexuales en Bélgica. Si hubiera el mismo porcentaje que en Holanda, cerca del 4.7% de los homosexuales belgas estarían casados a finales de 2004. En Canadá, el Tribunal de Apelación de Ontario abrió el camino a los matrimonios del mismo sexo en junio de 2003. Los tribunales de algunas provincias hicieron lo mismo. El matrimonio del mismo sexo se legalizó a nivel nacional el verano pasado.

“La ley permite casarse a las parejas aunque ninguna de las partes resida en Canadá. Tras comprobar los reportajes de prensa y las estadísticas oficiales, Gallagher y Baker confirmaban que muchos de los matrimonios del mismo sexo eran entre parejas no canadienses, la mayoría de Estados Unidos. Gallagher y Baker lograron obtener datos sobre matrimonios del mismo sexo de nueve de las 13 provincias canadienses. En la Columbia Británica, se contrajeron 2.531 matrimonios del mismo sexo desde julio de 2003 hasta finales de 2005. En Quebec, son posibles los matrimonios del mismo sexo desde marzo de 2004. Desde entonces hasta septiembre de 2005 se casaron 574 parejas homosexuales. La Canadian Community Health Survey, una encuesta anual llevada a cabo por Statistics Canada preguntó por primera vez sobre la orientación sexual en el año 2003. Dio como resultado que el 1,3% de los hombres y el 0,7% de las mujeres entre 18 y 59 años se identificaban a sí mismos como homosexuales. De las siete provincias donde ha habido matrimonios del mismo sexo durante al menos un año, entre el 0.15% y el 14% de los homosexuales canadienses se casaron […].

“Según el estudio, no existen estimaciones fiables de la población homosexual de Massachussets. Si se asume que la proporción es la misma que la media nacional (el 2,3 % de los hombres y el 1,3% de las mujeres), y si se asume que todos los matrimonios son entre residentes locales, el 16,7% de los homosexuales estarían casados en matrimonios del mismo sexo […].

“La información de reportajes de prensa y los datos recogidos por Gallagher y Baker sugieren que el número de matrimonios del mismo sexo parece que, tras el empuje inicial, desciende cada año que pasa. Esto queda más claro en Holanda. En 2001, de abril a diciembre, se casaron 2.414 parejas del mismo sexo. En 2002, el número de nuevos matrimonios del mismo sexo cayó hasta los 1.838. En 2003, el descenso fue hasta los 1.499. En 2004, la caída llegó a los 1.210. Las últimas estadísticas publicadas ponen el número para 2005 en 1.166 parejas”*  (Los tropiezos del matrimonio del mismo sexo, publicado en Zenit, el 1° de julio de 2.006).

Esto muestra claramente que la verdad de este asunto es más que oscura. Si el, digamos, para no quedar cortos y conceder, 5% del 5%, o sea, el 0,25% de la población es la que está realmente interesada en la legalización del referido “matrimonio”, sin contar con los que lo contrajeron por la emoción de la victoria, pero sólo querían seguir con su promiscuidad rampante (Ronald G. Lee, La verdad sobre el movimiento de derechos homosexuales. Publicado en: http://www.aciprensa.com/Familia/homosex-libros.htm)**, entonces esa victoria no puede deberse a ellos, sino a poderes distintos.

Esos poderes están en la ONU, la OEA, etc. Y toman como cara a gente como la citada en el artículo Homofobia, Misantropía, esto es, Masha Gessen, Michelangelo Signorile, entre muchos otros. Igualmente, el financiamiento procede de las fundaciones Rockefeller, Ford, carnegie, Bill y Melinda Gates, Hewlett Packard. Desde estos frentes, con gente como Barack Obama en la Casa Blanca (intentando acabar con la Iglesia en el país, vía la reforma de salud), con Angela Merkel en Alemania y la Unión Europea (atacando sin misericordia, por ejemplo, a Nicaragua, por prohibir constitucionalmente el aborto, de manera unánime), la potencia del movimieto se hace imparable. Sobre todo por el irrestricto apoyo de los grandes medios de comunicación, de Hollywood… y pare de contar. Esto es la revolución. Atrevámonos, alcémonos contra la tiranía. se necesita rebelión, la rebelión de la esencia.


* Este informe explicita el origen del referido “principio” de la “libertad sexual” o de “orientación de género”: 29 “expertos” que se reunieron en  Yogyakarta, Indonesia, del 6 al 9 de Noviembre del 2006. Es interesante, porque este grupo de personas nunca o rara vez confiesan en público que tales sean sus “principios”, pero en su petit comitee así lo hicieron. Dice el informe: “Normalmente su estrategia es introducir los conceptos de ‘orientación sexual’ e ‘identidad de género’ sin definirlos para evitar oposición. En este documento se establecen las […] definiciones [transcritas]”.

* El artículo continúa: “Los datos contenidos en el estudio de Gallagher y Baker se han visto confirmados por el profesor Stanley Kurtz, del Hudson Institute. Escribiendo el 5 de junio en el National Review Online, sostenía que las estadísticas del norte de Europa confirma la tendencia a un bajo nivel en el número de uniones del mismo sexo. Kurtz basaba su información en un nuevo estudio de una pareja de demógrafos escandinavos, Gunnar Andersson y Turid Noack: «La Demografía de los Matrimonios del Mismo Sexo en Noruega y Suecia». Los países escandinavos tienen legalizadas las uniones del mismo sexo desde hace años, y a efectos prácticos poco hay que las distinga del matrimonio. En Noruega, desde 1993 hasta 2001, sólo se contrajeron 1.293 uniones del mismo sexo, en comparación con los 196.000 matrimonios heterosexuales. En Suecia, se registraron 1.526 uniones del mismo sexo entre 1995 y 2002, en comparación con los 280.000 matrimonios heterosexuales”.

** En la presentación de este ensayo, la página aclara que: “El siguiente ensayo, escrito por un ex homosexual, revela la realidad psicológica que anima a los grupos de presión homosexual. Al hacerlo relata hechos y prácticas con absoluta crudeza. El autor ha pedido que se respete la cruda y gráfica versión original, por ello, no recomendamos su lectura a quienes creen que la descripción de algunas prácticas homosexuales pueden ofenderle”.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

Respicite

His autem fieri incipientibus respicite et levate capita vestra quoniam appropinquat redemptio vestra

voiceofthesheepblog

...Should not shepherds feed the sheep? Ezekiel 34:2

James Perloff

formerly refugebooks.com

HERMANOS ESPERADOS

Apologética catolica

A %d blogueros les gusta esto: