Kalós

Inicio » Antropología » La sabiduría new age se lanza contra el Cristianismo (2): Jesús no es Jesús

La sabiduría new age se lanza contra el Cristianismo (2): Jesús no es Jesús

Según la in-cultura new age[-protestante], hay que abandonar 20 siglos de tradición, de documentos, de heroísmo, de belleza, de virtud y sabiduría... de verdad [no gnóstica], porque ellos encontraron, en revelación "mágica", que Dios es un mentiroso y que lo que vieron los que vieron no era sino ceguera... y así sucesivamente

Según la in-cultura new age[-protestante], hay que abandonar 20 siglos de tradición, de documentos, de heroísmo, de belleza, de virtud y sabiduría… de verdad [no gnóstica], porque ellos encontraron, en revelación “mágica”, que Dios es un mentiroso y que lo que vieron los que vieron no era sino ceguera… y así sucesivamente

Aurelio Arreaza es un pensador new age, que escribe en El Universal; y lo hace, a veces, atacando al Cristianismo. Es el caso, en un artículo al que le estoy dedicando dos comentarios: “El Papa. Las religiones. Latinoamérica” (EUD, 01-06-13). En medio de un ataque que deja muy poco espacio a la existencia para religión alguna, mucho menos para la más numerosa de la Tierra, asegura que nuestras creencias son “dogmas y conceptos que Jesús, gran maestro de la vida y fuente de inspiración, nunca enseñó”. Es el ataque más radical de todos. A lo Dan Brown en El Código Da Vinci, otro new age, lo que esto implica es que el Cristianismo es simple engaño. La Iglesia enseña un falso Jesús, que el verdadero es un new age y que Jesús no está en los evangelios, sino, por ejemplo, en los escritos esenios, como dice Arreaza, en el artículo llamado “Palabras de Jesús”, aparecido en el citado periódico, el 7 de abril de 2012: excelente. A lo mejor, Brown tiene razón y Jesús es el profeta de la “divinidad femenina”, un judío, que dice que “la salvación viene de los judíos” (Jn. IV,22), profeta de religiones paganas.

Por supuesto, Arreaza, en el artículo El Papa. Las religiones. Latinoamérica, no dice quién fue Jesús, salvo por la manera críptica en que lo asocia al new age. Lo peor es que, en el artículo Palabras de Jesús, contradice esa adscripción al new age, poniéndolo en el mundo judeo-esenio, atribuyendo cosas manifiestamente falsas a documentos que son históricos realmente: algo así como que los manuscritos de Qumram hablan de Jesús, cuando no lo hacen.

Los esenios, por otra parte, eran monjes y de vida tipo anacoreta, judíos muy radicales (en un sentido positivo de la palabra: es decir, unos que quería vivir hasta la raíz vital su religión benéfica), queriendo cumplir a cabalidad la Ley; y tenían una visión muy nacionalista y mundana de la misión del Mesías. Muy distintos de Jesucristo, del verdadero.

Pero aquí viene el meollo del asunto, el sitio en el que Arreaza expresa sobre qué se basa para atribuir cualidades y relaciones a Jesús: “ALGUNOS ERUDITOS afirman que los padres de Jesús eran esenios y que Jesús, por haber crecido entre ellos, aprendió todas las enseñanzas y prácticas, que unidas a su gran sensibilidad lo llevaron a convertirse en uno de los grandes maestros que han existido” (Palabras de Jesús, cit.). ¿Cuáles eruditos son ésos, de dónde salieron? Cítelos, que son contrarios a los evangelios y son contrarios a lo que dice el Rescripto de Trajano y contrarios a las comunicaciones de Plinio el Joven y contrarias a lo que dice Suetonio y a lo que dice Antonino: todos romanos, que escribieron entre 110 y 125 a. D. Y, también, son contrarios a los primeros escritos cristianos no-Bíblicos: Didaché (año 70), Carta de Barnabás (a. 70), 1° Carta de Clemente Romano a los Corintios (a. 95), 2° Carta de Clemente a los Corintios (a. 100; primera vez que se dice “Sagrada Escritura” de los escritos cristiano Neotestamentarios), Cartas de San Ignacio de Antioquía (a. 107, San Ignacio, obispo de Antioquía, iba a Roma a sufrir el martirio por el verdadero cristianismo, no la fantasía de estos “eruditos”), Carta a Diogneto (a. 115); escritos de San Justino Mártir (aa. 140-150, Apología y Diálogo con Trifón); Martirio de San Policarpo (a. 150; San Policarpo fue discípulo directo de San Juan, católico por 86 años, desde alrededor del 65); Canon de Muratori (aa. 170-190, primer canon de libros bíblicos Neotestamentarios que conozcamos); Atenágoras (aa. 160-190); Carta de San Policarpo (a. 140); Adversus Haeresses de San Ireneo, obispo de Lyon (a. 180, discípulo de San Policarpo). Habría más, pero ya está bien: báilame este trompo en la uña: lo dicho y el hecho irrefutable que, en los tres primeros siglos de Cristianismo, en Roma, en todo el Imperio, ser cristiano era estar en grave peligro de muerte. Otro trompito: desde finales del siglo II, hubo un reino sirio, Osroena, Edessa, que fue cristiano, todos sus documentos oficiales desmienten la versión fantástica de Arreaza. Jesús es nuestro Jesús, el verdadero, el de la Tradición inveterada, el de la Fe, el Dios que se revela, que no se equivoca, no falla, no miente, no se engaña, no ignora nada, tiene absoluta credibilidad. Es el Dios y Mesías encarnado que predica su Iglesia, Esposa y Cuerpo Místico (Ef. V,22-33). Las fabulas infinitas de todas partes no pueden tapar la absoluta certeza que tenemos y que, además, se apoya en tan innumerable testimonios…

Anuncios

1 comentario

  1. Además de tus perlas, te doy gratis otra (que, de paso, comprueba la malevolente IGNORANCIA de este señor):
    “ALGUNOS ERUDITOS afirman que los padres de Jesús eran esenios y que Jesús, por haber crecido entre ellos, aprendió todas las enseñanzas y prácticas, que unidas a su gran sensibilidad lo llevaron a convertirse en uno de los grandes maestros que han existido”.
    ¡JA! (1) “Los padres de Jesús eran esenios” ¡primer macanazo! Porque hay que tener en cuenta que (a) los esenios (como muchos gnósticos seudo-cristianos después) opinaban que la relación marital entre varón y mujer eran ¡de necesidad! corruptora. (b) Si bien disiento en eso de que “eran monjes” (el monaquismo, en realidad, es una invención CRISTIANA, y si hay “monjes” entre los budistas –por ejemplo– ello se debe simplemente a que COPIARON esta característica cristiana de los –herejes– nestorianos del Asia Central –en el tiempo en que el imperio mongol contenía esas regiones Y partes de la India así como toda China), lo que ES cierto es que –en virtud de lo dicho en (a)– los esenios eran una comunidad (podríamos decir, no demasiado precisamente, “cenobítica”) excluyentemente MASCULINA (++).
    (2) Con lo cual no se ve CÓMO podría haber nacido ese “Jesús”, ni mucho menos haber “aprendido” algo … en una comunidad que evitaba el matrimonio … Quiero decir: supuesto que uno aceptase UNA de las aseveraciones de ese ignorante (el padre sería “esenio”), las RESTANTES se DERRUMBARÍAN (jamás habría existido una ESPOSA, y por ende una MADRE …). Y, si uno supone que “el padre” de ese “Jesús-all-uso-NA” HUBIESE SIDO esenio, mal habría comunicado a un eventual hijo las enseñanzas de las cuales él mismo se había apartado.

    (++) Es por ESO (y no por pedantería), que te corrijo aquello de que los esenios eran “monjes”. Los AUTÉNTICOS monjes cristianos (los que inicialmente se reunieron en torno a los primeros “abbas”, Antonio y Pacomio) constituyeron de entrada comunidades masculinas Y femeninas.
    En realidad, los budistas posteriores a Chinguiz –conocido en Occidente como “Gengis Kan”– hasta copiaron eso, de los nestorianos … Hay que aclarar que, desde el “kan” anterior al famoso Kubilai (su hermano mayor), los nestorianos eran una poderosísima influencia en la “corte” mongola –digamos, que era “fino” ser nestoriano, como lo eran por ejemplo varios de los influyentes secretarios del “kan” Mangu. Todo esto lo atestiguan tanto los relatos de Marco Polo, como la relación escrita por un fraile franciscano enviado por el papa como legado. Puede leerse en una relación muy amena en “La marcha de los bárbaros” del historiador Harold Lamb.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

Respicite

His autem fieri incipientibus respicite et levate capita vestra quoniam appropinquat redemptio vestra

Catarsis Neuronal

Confesiones a Marshal

voiceofthesheepblog

...Should not shepherds feed the sheep? Ezekiel 34:2

James Perloff

formerly refugebooks.com

HERMANOS ESPERADOS

Apologética catolica

A %d blogueros les gusta esto: